Óscar Valdez, todo un profesional

Con 10 peleas y con otra en puerta, avanza en el terreno profesional, y asegura que será campeón

Óscar Valdez, boxeador
Óscar Valdez, boxeador (Mexsport)

Ciudad de México

El camino del boxeador profesional no ha sido tan sencillo como lo hace ver el prospecto Óscar Valdez.

Con 10 victorias en el terreno de paga, todas ellas por la vía rápida y en menos de cinco rounds, el ex olímpico mexicano asegura que la adaptación del estilo amateur al profesional es complicado, sobre todo en cuanto a administración de fuerza se refiere, pero está convencido de que fue una decisión correcta dar el paso.

"Siri Salido ha sido el peleador que más trabajo me ha costado arriba del ring. Su estilo es extraño"


"No ha sido nada fácil, pero al parecer es efectivo. Aunque si soy sincero me gustaría que mis rivales duraran un poco más. Me dicen que no desespere, que siga trabajando y en eso estoy enfocado", dijo el nativo de Nogales, Sonora.

De la mano de Clemente Medina, el entrenador afincado en California, Valdez ha logrado cambiar el estilo intempestivo amateur por un boxeo más meditado, mesurado.

"En mis primeras peleas sonaba la campana y me ponía a tirar y a tirar y a tirar. Mis rivales caían, pero el panorama estaba en que pasaría si aguantaban mi pegada. Comenzaron a administrarme, enseñarme cómo ir manejando los tiempos. Aún me cuesta trabajo, pero se que lo dominaré. Algo que realmente me dejó el boxeo amateur es la velocidad, pues ahora veo lentos a mis rivales o a la gente con quien hago sparring", comentó.

Otro de los factores que considera han ayudado a su desarrollo, ha sido la oportunidad de cambiar guantes con campeones mundiales como Orlando Salido o Leodegario Santacruz.

"Son oportunidades que no he dejado escapar, pues ahí es donde más se aprende. Leo Santacruz es un peleador rápido que se desplaza bien al ring y a quien me adapté; pero Orlando, ese vaya que sí es difícil", reconoció el peleador de 23 años.

"El Siri tira de manera diferente, es un peleador de estilo extraño que lo hace complicado. Me tiraba golpes que no podía ver pero ese tipo de cosas son las que me ayudan a madurar, a sumar mayor experiencia", finalizó.

NO SE ADELANTARÁ

Valdez Fierro sabe que para llegar a ser un campeón sólido tiene que recorrer el camino entero y no lanzarse por atajos que lo lleven eventualmente a perder cualquier corona que conquiste.

"Ahora hay muchos boxeadores que los llevan rápido, que a las ocho o nueve peleas ya están hablando de disputar una corona mundial, pero no es fácil. Vean lo que le pasó a (el ucraniano Vasyl) Lomachenko. Quiso tomar el camino fácil y en su segunda pelea coronarse campeón y les dieron clases", explicó.

"La etiquea de favorito está ahí y no me presiona. Estoy enfocado en ganar y ser mejor exponente"


A sabiendas de que el proceso será largo, pues no planea adelantar tiempos para llegar a su meta, Óscar aseguró que esperará a que su cuerpo termine de desarrollar toda la masa muscular antes de definir en que peso tomará su primera oportunidad mundialista.