Martha Salazar, el problema de ser completa

La mexicana tuvo que decir adiós al boxeo hace seis años por falta de rivales, pero ahora como campeona y nueva camada espera tener mejor suerte 

Martha Salazar, Mauricio Sulaimán y Alejandra "Tigre" Jiméne
Martha Salazar, Mauricio Sulaimán y Alejandra "Tigre" Jiméne (CMB )

CIUDAD DE MÉXICO

Vivir solo del boxeo siendo mujer, no funciona, por eso la campeona de peso completo del Consejo Mundial de Boxeo, la jalisciense Martha Salazar, tiene que intercalar sus sesiones en el gimnasio con su nuevo trabajo: chofer de tráiler.

"Debuté en 2001, entré pensando queganaría millones de pesos, como los hombres, y ya después supe que no obtenemos mucho dinero, pero me enamoré del deporte, no me cuesta entrenar ni trabajar, además de combinarlo con las laboresde casa, es algo que me gusta mucho y lo seguiré haciendo hasta que dure", dijo en entrevista con La Afición la peleadorade 46 años, quien se coronó reina de la máxima categoría en noviembre de 2014, al acabar por decisión unánime con la neoyorquina Tanzee Daniel.

¿Por qué elegiste el boxeo?

Cuando estaba en la preparatoria caminaba a la tienda, cuando tres samoanas me sorprendieron y me pegaron muy duro, cuando regresé a casa prendí la televisión y se quedó en un canal donde pasaban una pelea de kick boxing, ahí vi cómo una chica noqueaba a otra con la patada y pensé que así evitaría que me volvieran a golpear cuando estuviera sola, me metí a un gimnasio, pero como no había mujeres de mi peso, luego de ganar un título regional me cambié a boxeo, era algo nuevo.

La familia es un rubro esencial para la boxeadora, como latinoamericana ¿no tuviste problemas con tus papás?

Nací en Ocotlán, Jalisco, es un pequeño pueblito, nos mudamos de ahí cuando tenía nueve años para ir a vivir a Estados Unidos, al principio fue duro, les dije que pelearía lo más que pudiera; mi papáe staba muy alegre, siempre me apoyó, a pesar que no estaba muy convencido, mi mamá es la que me sigue apoyando, porque estoy haciendo algo positivo y nome están lastimando.

¿Qué tan frustrante puede resultar no encontrar rivales?

Por eso me retiré seis años, pasaba periodos largos sin rivales, pero luego mi mejor amiga, que también es mi promotora, me dijo que habían llegado unas 20 peleadoras nuevas y que podían ser buenas peleas ,le dije que quería a la número uno de ese grupo y peleé con Sonya Lamonakis y le gané, después de eso ya no pude tener otra pelea. Ella pensaba que sería sencillo vencerme, porque venía de un retiro largo, y ya había cumplido 45 años, pero al final terminóa pelando la decisión, pues peleamos tres minutos, porque el campanero no sabía que la regla era de dos por round, al final le dije que tanto ella como yo habíamos entrenado muy duro y peleamos lo mismo, después tuve que esperar un año y siete meses para pelear, es algo desesperante.

¿Consideras que las reuniones de boxeo femenil marcarán la diferencia que ustedes necesitan?

Claro, entre mi ante penúltima y última pelea pasaron un año y siete meses, en cambio, hace poco conseguí dos propuestas de pelea para conservar mi campeonato, pude cerrar la defensa de mi cinturón en lo que tardé de bajar de un elevador, eso me emocionó mucho, por eso la acepté, pero primero tengo que ir de vuelta a Estados Unidos y pedir permiso en mi nuevo trabajo.

Además del boxeo, ¿a qué te dedicas para ganar dinero?

Las mujeres tenemos que trabajar, porque el deporte es más como un lujo, el deporte no me paga las cuentas, antes trabajaba manejando o llevaba piezas a los talleres mecánicos, pero ahora tengo un mejor trabajo, manejo camiones grandes ,tráileres, estoy contenta porque tiene cuatro meses que obtuve mi licencia.