Pacquiao dispuesto a negociar

El filipino Manny Pacquiao dijo que deja las puertas abiertas para un posible duelo ante Floyd Mayweather

Manny Pacquiao, boxeador
Manny Pacquiao, boxeador (Reuters)

Ciudad de México

Manny Pacquiao quiere complacer a los fanáticos y por esa razón invitó a Floyd Mayweather a contactarlo para concretar la tan esperada pelea entre ambos.

“Quiero esa pelea, pero depende de él. Lo que puedo decir ahora es que nuestra línea está abierta 24 horas, los siete días de la semana. Si él llama y dice ‘sí’, entonces se dará; quien no quiere es él. Miles, millones de fanáticos esperan por esa pelea y me preguntan mucho que cuándo pasará. Les contesto que estoy dispuesto a pelear con él en cualquier momento, pero el problema es él, muchos pretextos”, dijo a ESPN el boxeador lipino en el marco de la gira de promoción del duelo de revancha que sostendrá ante Timothy Bradley el 12 de abril en el MGM Grand de Las Vegas.

Barreras económicas y promocionales han impedido desde 2009 que el número uno de los libra por libra se enfrente al lipino, dejando a los seguidores un campo abierto a la especulación de quién es el mejor del momento.

En principio, Mayweather y Pacquiao manejaron la posibilidad de enfrentarse, pero la propuesta de Manny para repartir la bolsa de ganancias a la mitad fue rechazada por MoneyMay, bajo el argumento que él sigue con la calidad de invicto intacta y merecía 60 por ciento de lo generado. Obviamente, PacMan rechazó la oferta.

Después de la presión generada, entre 2010 y 2011, Mayweather ofreció 40 millones de dólares de bolsa asegurada al filipino para que aceptara, pero por ser considerada “la pelea del siglo” con amplias posibilidades de generar récord de ganancias, el lipino rechazó ese monto.

Llegó 2012, el peor año en la carrera de Manny, en el que cosechó dos derrotas al hilo. La primera por decisión dividida ante Timothy Bradley y el aparatoso nocaut que sufrió frente al mexicano Juan Manuel Márquez en diciembre y las posibilidades de concretar la contienda ante el norteamericano se esfumaron.

Aunado a los resultados obtenidos arriba del ring, el tagalo tuvo un problema hacendario que dejó como saldo una deuda de 68 millones de dólares con el fisco de Estados Unidos y de Filipinas, por lo que Floyd aseguró que la única razón por la que el asiático quería enfrentarlo era para saldar esos adeudos.

“Manny rechazó las ofertas que le realicé en el pasado y ahora que tiene 68 millones de problemas quiere que Mayweather se las resuelva”, dijo Floyd en entrevista con el sitio ghthype.com a principios de enero.

Otra de las trabas para concretar el combate fue el hecho de que Floyd Mayweather declaró que no encararía al tagalo mientras estuviera ligado al promotor neoyorquino Bob Arum, quien en el pasado dirigió la carrera de Money, aunque la relación no concluyó de buena forma.

DE VISITA EN NUEVA YORK
Manny Pacquiao y Timothy Bradley cerraron su gira de promoción ayer en la ciudad de Nueva York con miras a volverse a ver cara a cara una semana antes de su duelo en Las Vegas, Nevada.

A pesar de que el lipino había asegurado no volver a pelear en el continente americano, después de una presentación en Macao, regresará al mismo lugar donde hiló las derrotas ante el propio Bradley y el mexicano Márquez para intentar redimir su carrera.