Manny está de vuelta

Pacquiao dejó en el pasado las derrotas que hicieron tambalear su carrera, ahora dice estar de regreso y pronostica una victoria sobre Timothy Bradley.

Ciudad de México

El filipino Manny Pacquiao insiste en que lo que le pasó ante Juan Manuel Márquez fue un descuido que le costó muy caro.

“Así es el boxeo, y lo he superado”, dijo el multicampeón mundial quien se entrena de nueva cuenta en Estados Unidos para lo que será su regreso a los encordados, luego de que en noviembre pasado venció al mexicoamericano Brandon Ríos.

Tras el nocaut sufrido ante Dinamita Márquez, PacMan se alejó del boxeo un año, y ahora, tras el resultado ante Bam Bam, está dispuesto a probar suerte cuando enfrente a uno de sus últimos verdugos: el estadunidense Timothy Bradley.

En teleconferencia, el tagalo aseguró que la única forma que existe para recobrar la cima es llegar con la mejor preparación física que le ayude a dominar a alguien con un estilo escurridizo como su rival del próximo 12 de abril.

“No estamos enfocados en un nocaut. Nuestra concentración está puesta en poner más agresividad, tirar muchos golpes y si el nocaut llega, llegará. Quiero probar que aún tengo el hambre y ese instinto asesino”, aseguró el peleador de 1.69 metros de estatura que conquistó seis divisiones mundiales: welter de la Organización Mundial de Boxeo; superwelter, ligero, superpluma y mosca del Consejo Mundial y supergallo de la Federación Internacional.

Manny comenzó su campo de preparación en Filipinas y tras dos semanas de trabajo se trasladó a Los Ángeles para reunirse con su entrenador Freddie Roach.

Bajo las órdenes de Master Roach, Manny realiza un promedio de nueve horas diarias de preparación; las cuales incluyen trabajo de carreras durante la  mañana y labor de gimnasio por la noche.

“El trabajo que se realizó en Filipinas fue muy bueno. Manny es muy dedicado y realmente tiene hambre de demostrar. Ha sparreado en varias ocasiones. Contratamos a cinco compañeros de sparring para que estén frescos durante el entrenamiento y estar listos para lo que sea que Bradley vaya a llevar esa noche”, dijo Roach, quien declaró estar orgulloso de lo que oberva en su pupilo.

Será un clásico

Para el promotor Bob Arum, Manny Pacquiao y Timothy Bradley han evolucionado y ahora son mejores peleadores que cuando se enfrentaron hace dos años.

“Esta revancha ha sido ansiosamente esperada, sobre todo porque se conoce de la dedicación que cada uno tiene al prepararse. Creo que será una pelea monumental y por lo que he escuchado de Freddie (Roach) y Manny (Pacquiao) y visto es que Manny estará al 100 por ciento preparado para dar una de sus clásicas actuaciones”, dijo el legendario empresario, quien tiene más de 30 años de experiencia.

El abogado y director ejecutivo de Top Rank recalcó también que el asiático ya superó las derrotas sufridas en 2012 y está preparado, no solo físicamente, para demostrarlo cuando suba al ring del MGM Grand de Las Vegas, Nevada.

“Manny es una persona muy sensible. La mala decisión de los jueces fue hace dos años y no hay forma de cambiar eso. Simplemente sigues con tu vida y haces lo mejor que puedes. Eso pasó hace dos años y ahora ellos han seguido adelante”, expresó el directivo.

El promotor aseguró que para el regreso de Manny al continente americano, pues su última pelea fue en Macao se espera un lleno en el lugar donde el tagalo se ha presentado en 11 ocasiones y donde ha obtenido seis victorias. 


¿Y LOS JUECES DEL PAC-BRADLEY I?

A dos años de la polémica decisión dividida que resolvieron la primera contienda entre Manny Pacquiao y Timothy Bradley, dos de los jueces que vieron ganar al estadunidense ya se retiraron. Duane Ford, quien vio perder a PacMan 155-113, dejó su labor en 2013, pues quería gozar de un retiro a sus 75 años, mientras C.J. Ross dijo adiós al boxeo luego de ser fuertemente criticada por haber dado empate en la contienda que sostuvo Floyd Mayweather contra Saúl

Álvarez. “Solo espero que esa noche —12 de abril—los jueces hagan un trabajo tan profesional como el que realizaremos Bradley y yo”, declaró Pacquiao.