Vengará a los mexicanos

El regiomontano Francisco Rodríguez tendrá mañana el reto más duro de su carrera, cuando unifique campeonatos con el japonés Katsunari Takayama

El Chihuas buscará imponer su juventud; tiene 10 años menos que el rival
El Chihuas buscará imponer su juventud; tiene 10 años menos que el rival (zanfer)

Ciudad de México

Las amenazas del nipón Katsunari Takayama no tienen efecto en el mexicano Francisco Rodríguez y no porque no hable japonés, si no que al Chihuas no le interesa lo que su rival en turno tenga que decir.

"Pues muchos dicen que esto y aquello y a la mera hora les pasa lo que al perro que ladra. A mí no me gusta amenazar, pues con lo que gana uno es con golpes. Puede hablar todo lo que quiera, el sábado se tendrá que callar y pelear", dijo en entrevista con La Afición el peleador de 21 años de edad, que va por su segunda cita mundialista.

A solo cinco meses de haberse coronado monarca de la división paja, al arrebatarle el campeonato de la Organización Mundial de Boxeo al filipino Merlito Sabillo, el Chihuas vuelve a la carga, esta vez para unificar la diadema de la Federación Internacional de Boxeo que el oriental tiene en su poder desde marzo de 2013. Rodríguez sabe que es afortunado, pues de nueva cuenta esta importante cita será en su casa, Monterrey, en la arena que lo vio convertirse en monarca mínimo.

"Se siente bien estar de vuelta. Saber que estaré apoyado por mi gente", dijo. "Saber que eres el favorito para ganar y que irán a verte es un gran compromiso, que en lugar de ponerme nervioso me hizo entrenar mucho mejor. Eso hizo que me sintiera más fuerte".

Luego de concentrarse en las montañas para encarar este duelo, Rodríguez habla que llega a esta cita con una mejor preparación que en su primera pelea de campeonato, pues sabe que además de tener que detener a Takayama tendrá que conrmar que no fue producto de la casualidad su coronación.

"Como oriental Takayama traerá un estilo difícil. Sé que aguantan muchos golpes y para eso me preparé, para tirar de todo y no darle oportunidad de atacarme. Estará ocupado con lo que yo haga", dijo el mexicano, quien aseguró ser consciente de que el ganador de este encuentro se alzaría como el mejor peso mínimo del momento. Takayama, quien ha buscado dominar la división durante casi¡ 10 años, se enfrentará a un joven
mexicano que con una foja de 16 peleas profesionales, dos de ellas derrotas, logró sorprender al acabar con el filipino Sabillo en 10 rounds.

"El japonés podrá tener la experiencia que quiera, pero no tiene el hambre que tengo yo. Además, él ya está veterano, tiene 31 y yo llego con 21, es mi turno de hacer mi historia", dijo el regio que aseguró su meta, además de obtener el título, es cortar la racha del nipón que no hay sido noqueado desde 2003.