Elías Emigdio: a Olímpicos, preparado

El pugilista espera tener campamentos de trabajo fuera del país, ya que no puede pelear en otros eventos que no estén avalados por la AIBA Pro Boxing

Elías Emigdio (i) durante una pelea en la Serie Mundial de Boxeo, en el 2013
Elías Emigdio (i) durante una pelea en la Serie Mundial de Boxeo, en el 2013 (Mexsport)

Ciudad de México

Después de haber conseguido su boleto a Juegos Olímpicos, a Elías Emigdio solo le queda una pelea para terminar la temporada 2015, la cual será dentro de la Final del Aiba Pro Boxing, donde enfrentará al ruso Aloian Misha en la categoría de 52 kilos y después el pugilista no tendrá actividad competitiva hasta el siguiente año, ya que la liga no le permite pelear en otros eventos.

Por lo tanto, Emigdio espera que las autoridades deportivas tengan un plan de fogueo internacional de cara a los Olímpicos, ya que el Tigre de Xitlala indicó que ello será fundamental para llegar preparado a Brasil 2016.

El boxeador ha dejado de lado los eventos que pavimentan el camino al ciclo olímpico, como los Centroamericanos de Veracruz y Panamericanos de Toronto, con la finalidad de enfocarse en el pase a Río 2016, el cual ya logró y ahora su siguiente meta es conquistar el podio olímpico.

“Esperemos que las instituciones pongan de su parte para que nosotros podamos tener una buena preparación”

¿Cómo prepararse a un año de los Juegos Olímpicos?

Creo que la diferencia de las competencias es muy amplia, porque en Aiba Pro Boxing, donde conseguí mi pase, son a ocho rounds y ahora los Olímpicos se disputarán a tres y creo que el empleo de los entrenamientos va a variar mucho y debe de haber una importante visión para los que clasifiquen a la justa olímpica y se deberían de hacer campamentos en Europa donde están las potencias en mi peso. Esperemos que las instituciones pongan de su parte para que nosotros podamos tener una buena preparación y que sea definitiva para poder asegurar una medalla en los Olímpicos. Es fundamental hacer campamento donde están las potencias, e inclusive ir a Cuba.

¿Qué viene para ti próximamente?

Ahora tengo el compromiso del 11 de septiembre donde voy a disputar la Final de Aiba Pro Boxing, me dieron la oportunidad de disputar el título mundial que sustenta el campeón ruso Aloian Misha y será en su casa. De nuevo me enfrentó a él y esperemos que sea un desenlace más satisfactorio para mí y me traiga el cinturón a casa.

¿Con esta pelea terminas temporada?

“Se necesita un gran fogueo internacional, para conocer a los rivales que estarán en los Juegos Olímpicos, y también, inclusive, ir a Cuba”


En caso que sea el nuevo campeón mundial en septiembre, estaré defendiendo el título en febrero. Todos los eventos donde participo son de Aiba y los boxeadores de esta liga firmamos un convenio donde no tenemos permiso para participar en eventos que no tengan reconocimiento Aiba; y más que nada se refiere a eventos que supuestamente no nos sirven, como campeonatos nacionales, Centroamericanos y Panamericanos y solo tenemos autorización para pelear en los preolímpicos, pero yo ya estoy calificado. Más que nada hacen esto para cuidar la integridad del boxeador, ya que pelear en las otras ligas sería mucho desgaste.

¿El boxeo es tu trabajo?

Estoy dedicado al 100 por ciento, soy soldado oficinista y ahora me encuentro comisionado gracias a mi general secretario Salvador Cienfuegos, quien me da un sueldo como soldado y me puedo desempeñar totalmente en mi deporte sin preocupación alguna y es uno de los estímulos económicos que puedo tener. Hay bonos por cada pelea ganada, entre 4 mil y 10 mil dólares, y así nos mantenemos en cierta forma sin el gusanito de quiero ir al profesional, y con ello se mantiene el boxeo amateur y los talentos no se van al profesional donde luego los hacen polvo y se apagan.

¿Ya asimilaste el que por fin hayas conseguido ese boleto que en varios intentos se esfumó?

Al principio que gané el pase no lo visualizaba, ganar de esta manera, sino más bien con careta y guantes dentro de un Preolímpico o un Mundial, pero ha cambiado mucho el sistema y es un logro muy importante de mi parte porque he estado siempre buscándolo. En el ciclo pasado me quedé a una pelea de clasificar a Londres dentro del Mundial y recientemente, el año pasado, también dentro del Aiba. Ahora finalmente se dio este pase, hay un año de preparación pero no hay que tirarnos entre nuestros laureles, hay seguir trabajando en la misma línea para dar los mejores resultados.