Canelo vs. GGG, aún en el limbo

A pesar de una reunión en Los Ángeles a inicios de esta semana, no hay nada concreto para el duelo mandatario entre el campeón mexicano y Golovkin

La pelea entre Canelo y GGG podría no ser pronto
La pelea entre Canelo y GGG podría no ser pronto (Golden Boy y Agencias )

CIUDAD DE MÉXICO

Cerrar una pelea que levante gran interés a nivel internacional no es nada sencillo, y un claro ejemplo de eso fueron los siete años que tardaron Floyd Mayweather y Manny Pacquiao en concretar La pelea del siglo, o los tres años que pasaron desde que se mencionó por primera vez al boricua Miguel Ángel Cotto como rival para Saúl Álvarez.

En esta situación parece estar el duelo Canelo-Gennady Golovkin, donde el panorama no luce sencillo.

"Lo que se ha hecho en peleas de mucha importancia es que las rivalidades se van construyendo poco a poco. Canelo peleó dos veces en carteleras de Mayweather antes de enfrentarlo y luego tuvieron una doble cartelera. Para cerrar Mayweather y Pacquiao tuvieron años de intensa promoción para que se diera esa pelea", reconoció en entrevista con La Aición, Mauricio Sulaimán, presidente del Consejo Mundial de Boxeo.

"Ahorita está muy caliente la posibilidad de Canelo y Golovkin para mayo, septiembre o sea cuando sea... todo puede pasar (que tarde la negociación mucho más de seis meses) puede haber una fractura o lastimadura, pero no me gusta especular. Lo que pueda pasar son cuestiones pro mocionales ajenas al peleador, pero sé que ambos se quieren subir a pelear y se dará tarde o temprano”.

A principios de semana ambas partes se reunieron en las oicinas del organismo en Los Ángeles, bajo la mirada de Sulaimán Saldívar, y a pesar de que Golovkin es el retador obligatorio por la corona que ahora está en manos del tapatío, al único acuerdo que se llegó es que esa pelea podría darse en la segunda mitad de 2016.

Pero con menos de 10 meses de margen de maniobra, ambos peleadores tendrán la oportunidad de sentarse a negociar con la tranquilidad necesaria, luego de que hayan superado los pleitos de preparación que acordaron para la primera mitad.

“Absolutamente seguro de que la pelea se va a dar. Tiene sentido que ambos decidan enfrentarse después, ya que sus equipos están buscando mejores condiciones para sus representados. Como campeón, Saúl contrajo responsabilidades de enfrentar a su retador mandatario… lo que me hace pensar que se dará es que ambos han expresado abiertamente su deseo de pelear, solo es cuestión de que los manejadores ainen los detalles”, abundó el dirigente.

La fecha límite para que ambos púgiles llegaran a un acuerdo fue el lunes, pero ahí acordaron tomar una pelea de preparación con miras a que en septiembre de 2016 sea el duelo de uniicación.

Canelo Álvarez conquistó la diadema del CMB en noviembre pasado —al dar cuenta del multicampeón boricua Miguel Ángel Cotto en un duelo en el que salió con la mano en alto con una decisión unánime— y con ella adquirió la responsabilidad de enfrentar a Golovkin, retador obligatorio y campeón AMB y FIB, quien aguarda por la oportunidad por el título CMB desde el 2014.

El tomar una pelea de preparación representa un riesgo para el esperado enfrentamiento, pues si alguno de ellos llegara a perderla se verían sepultadas las posibilidades de unificación.

Si la pelea llega a darse en la segunda mitad del próximo año, dada la magnitud que tendría, otro de los obstáculos a sortear, si es que ambos superan su compromiso previo, será la negociación, pues cada uno tiene sus condiciones: mientras Canelo quiere peso pactado en 155 libras, Gennady Golovkin va en una bolsa equitativa, de ser posible un 50-50.