Preparadores no son para él

Dos derrotas consecutivas hicieron reflexionar a Brandon Ríos sobre sus errores; desea regresa con fuerza

Brandon Ríos, boxeador mexicano-estadounidense
Brandon Ríos, boxeador mexicano-estadounidense (Especial)

Ciudad de México

El ex campeón Brandon Ríos no quiere volver a saber nada de acondicionadores físicos. Desde que contrató uno no ha obtenido victoria y desde octubre de 2012 las victorias lo han abandonado, por eso regresará a sus orígenes.

"Puede que sea una coincidencia, y a pesar de que me sentía como nunca, creo que mi cuerpo no era el mismo y los resultados no fueron los que quería. Por eso decidí volver a hacer el cambio, regresar a lo que era antes y volver a ganar", dijo el texano en entrevista con La Afición.

Bam Bam Ríos tiene programado regresar a los encordados el 2 de agosto en el Cosmopolitan de Las Vegas, Nevada, ante el argentino Diego Gabriel Chaves.

Luego de permanecer con récord profesional intacto por nueve años, Ríos decidió hacer un cambio en su forma de entrenamiento, pues buscaba aún mejores resultados de los que había obtenido hasta 2012, pero las cosas no salieron como las planeó.

Primero, en duelo de revancha ante Mike Alvarado, y con Guillermo Heredia, acondicionador físico de Juan Manuel Márquez, como parte de su esquina, Ríos fue sorprendido con su primera derrota como profesional.

Sin embargo, el golpe fuerte vino después, cuando el astro filipino Manny Pacquiao los superó también, con todo y el colombiano Álex Ariza en su equipo. Además, dio positivo en un examen antidoping por lo que estuvo alejado de los encordados por seis meses.

"Quiero regresar en la posición en la que estaba, aprendí de las derrotas y ahora estoy listo para reponerme. Estoy lejos de estar acabado y sé que ante La Joya Chaves podré dar una de esas peleas que los fanáticos disfrutarán", abundó.

Bajo las órdenes del entrenador de origen mexicano Robert García, Ríos buscará encontrar el enfoque y aseguró que regresará a dominar una división.

No obstante, el panorama luce complicado, ya que desde que abandonó la división de las 140 libras (superligeros) perdió la ventaja de tamaño y peso que lo hizo tan peligroso.

Ahora que milita en los welters, Brandon no ha mostrado elementos que lo catapulten como un peleador de cuidado. Las dos derrotas al hilo causaron estragos en su carrera y ve al argentino como la vía para demostrar que aún tiene cualidades para buscar un campeonato mundial.

"Los acondicionadores físicos son muy buenos en lo que hacen, pero tal vez eso no sea algo que me funcione. Estaba muy pesado y mi cuerpo no respondía como lo planeábamos, por eso Robert y yo tomamos la decisión de retomar el camino que teníamos", declaró el boxeador que entrena en Oxnard, California.

Con 28 años de edad y una foja profesional de 31 victorias, 23 de ellas por la vía rápida, dos derrotas y un empate, Brandon Ríos regresará ante Chaves con la intención de retomar el camino perdido y demostrar que puede seguir hilando esos resultados positivos que lo llevaron a gobernar a los ligeros de la Asociación Mundial de Boxeo.

Respecto a su rival, Bam Bam señaló que el sudamericano es de esos peleadores con potencia en los puños y mucha hambre por destacar, por lo que tendrá que cuidarse cuando se vean frente a frente, pues está seguro que buscará el nocaut.