El reto más esperado de Gilberto Ramírez

Con la seguridad de un peleador invicto de 24 años, el mexicano disputará el 9 de abril el título supermedio de la Organización Mundial de Boxeo ante Arthur Abraham, en busca de hacer historia 

Gilberto Ramírez, boxeador mexicano
Gilberto Ramírez, boxeador mexicano (Santiago Chaparro y Cortesía )

Ciudad de México

El sinaloense Gilberto Ramírez está listo para recoger los frutos de su trabajo, ya que durante seis años no solo decidió moverse de su natal Mazatlán a Estados Unidos en busca de las condiciones adecuadas para entrenar, también se enfocó de lleno en el trabajo de gimnasio, en busca de escalar con mayor velocidad para disputar el título.

El 9 de abril, El Zurdo tiene su primera cita mundialista y buscará terminar con el reinado del alemán Arthur Abraham como monarca de la OMB y, de paso, convertirse en el primer mexicano en gobernar la división de los supermedios.

"Es el reto más importante de mi carrera y puedo decir que no solo estoy listo físicamente, también mentalmente me siento fuerte para encararlo, me da tranquilidad saber que el duelo será en suelo neutral (Las Vegas), pero si hubiera viajado a Alemania también estaba listo, pues aunque los jueces pueden influir, al final de la noche solo él y yo vamos a estar arriba del ring", dijo el aspirante.

Ramírez convenció al campeón para salir de su país a defender el título, con la promesa que sería la pelea preestelar de la cartelera de Manny Pacquiao ante Timothy Bradley en Las Vegas, lugar donde nunca se ha presentado.

"La edad le puede pesar, nosestamos preparando para lamejor versión de Abraham"


¿El que sea en territorio neutral da las garantías de que podrás hacer la pelea que tú y tu equipo buscan, sin necesidad de preocuparse por los jueces y las decisiones polémicas?

Estoy mentalizado sobre lo que quiero hacer, espero ganar de forma de manera convincente, ser claro en el resultado, si es por decisión, que sea evidente, y si es por nocaut, evito la polémica; es la oportunidad de demostrar quién es El Zurdo Ramírez y es el momento indicado, además compartir la cartelera con Manny Pacquiao es sinónimo de una buena audiencia.

¿De qué manera trabajarás para enfrentar a Abraham?, tomando en cuenta que es un campeón que no pierde desde 2013 y va por su séptima defensa.

Estamos haciendo el plan de trabajo en el gimnasio muy fuerte, queremos hacer una pelea como nos convenga y no como él quiera, a Abraham le gusta ir al frente y no dejar a su rival, pero nuestra apuesta será utilizar mucho el jab, la media distancia, entrar, castigarlo y salir. Será elemental que le preste atención a mi esquina para resolver lo que él traiga, pero si veo oportunidad de entrar, pararme e intercambiar golpes, también estaré preparado.

¿Con qué ventajas llegas a tu primera oportunidad mundialista?

Un factor muy importante a mi favor puede ser la juventud y las ganas de triunfo que traigo, Abraham es un peleador veterano (35 años) que ha tenido muchas más peleas que yo y aunque le representa experiencia, también es castigo que su cuerpo tiene y yo, por el contrario, he ganado mucha experiencia y sé que puedo llegar a presionarlo como nadie más lo ha hecho, me siento fuerte y con experiencia.

¿No te genera presión saber que este triunfo sería histórico para México para alcanzar una cifra importante?

Es un honor saber que puedo ser el campeón 150 de México y que además gobernaría una división en la que ningún mexicano ha estado, es una motivación, desde hace años trabajo para este momento, para que la gente me conozca y que nos voltee a ver; Abraham es un peleador duro, fuerte, que tiene en contra la edad, pero sé que todos los cambios que hicimos para llegar preparados serán para bien.