Hopkins demostrará veteranía ante jóven

A sus 49 años, la disciplina ha sido la clave para que el estadunidense siga como campeón, y va por otra corona

Anthony Hopkins, boxeador
Anthony Hopkins, boxeador (Golden Boy Promotions)

Ciudad de México

Para el ruso Beibut Shumenov el nombre de Bernard Hopkins es algo que le falta en su récord. Ese nombre que lo catapultará de simple monarca semicompleto a peleador de cuidado.

Este sábado en el DC Armory, de Washington, Shumenov expondrá la corona de la Asociación Mundial de Boxeo en una apuesta por arrebatar la diadema de la Federación Internacional de Boxeo al monarca de mayor edad en la historia del boxeo.

"Muchos han dicho lo mismo. Shumenov desea hacer nombre venciéndome. Ahora todos los jóvenes quieren hacerla en grande, pero no pasará", sentenció Hopkins, quien no sabe de derrotas desde el 2012, cuando el estadunidense Chad Dawson se llevó la decisión mayoritaria.

Luego de 25 años de carrera profesional y 64 peleas profesionales, Hopkins reconoció que ya no hay mariposas en el estómago, pues sabe que todo lo tendrá bajo control en cuanto suba al ring.

"Estoy ansioso, sí. Pero en ese momento vendrán los fuegos artificiales. Estaré en el escenario y como buen artista amo la atención", dijo el peleador que tiene una foja profesional de 54 triunfos, 32 nocauts, seis derrotas y dos empates, quien asegura permanece en la elite gracias a 20 años de cuidar de su cuerpo y por eso ahora goza de los beneficios.

Con solo 15 encuentros en el terreno profesional, Shumenov – por su parte – no puede ocultar que la emoción por presentarse en calidad de estelar ante un futuro salón de la fama lo emociona, pues más allá de que se juega la oportunidad de calzarse otra corona mundial, esta es la oportunidad perfecta de demostrar todo lo que es capaz de hacer.

19 años menor, Shumenov insiste en que sin importar la experiencia de su contrario logrará inclinar la balanza a su favor, pues ya es momento de que llegue el relevo en la división, "sangre nueva".

"No fallé con ningún día de entrenamiento. Cada día después de mis prácticas mi cuerpo estaba exhausto, pero al día siguiente con la emoción de volver al gimnasio. Cada día fue invaluable para mí, pues veía mejoras que se verán reflejadas", declaró el boxeador que solo ha sido vencido en una ocasión y fue en el 2009 a manos del español Gabriel Campillo.

Shumenov, poseedor de una fortaleza natural, pero con carencias técnicas, buscará que la edad de Hopkins juegue a su favor, para así convertirse en aquel que derrote a aquel verdugo de figuras como el mexicoamericano Óscar de la Hoya, el canadiense Jean Pascal y los estadounidenses Roy Jones Jr. y Kelly Pavklik.