Pericos vuela a la frontera

Toros de Tijuana marcha como líder del norte, y los Pericos de Puebla visitarán el Gasmart 

Enrique Lechuga, de Pericos
Enrique Lechuga, de Pericos (LMB)

Puebla

Los Pericos de Puebla (8-9) viajan a la frontera para medirse ante uno de los líderes de la Zona Norte, los Toros de Tijuana (11-6).

Los emplumados vienen de perder serie ante los Diablos Rojos del México; en carretera tienen marca de 5-5; los verdes están ubicados en el quinto lugar de Zona Sur; la ofensiva emplumada es comandada por Brent Clevlen (.294, 5 HR, 14 RBI), Sandy Madera (.347, 1 HR, 9 RBI) y Jon Del Campo (.323, 4 HR, 15 RBI). Para esta serie la rotación probable que manejará Von Hayes es: Mauricio Lara (1-2, 2.74), Héctor Galván (3-0, 3.63) y Andrés Meza (1-0, 5.23). La última vez que Pericos pisó territorio fronterizo fueron barridos por los astados.

Tijuana llega como colíder de la Zona Norte. Viene de perder serie en contra de los Guerreros de Oaxaca; en casa los Toros tienen marca de 7-3; el norteamericano C.J. Retherford (.281, 6 HR, 18 RBI), es la principal arma fronteriza; la rotación que mandara en esta serie Eddie Díaz será con José Contreras (1-0, 2.00), Alejandro Martínez (1-0, 3.52) y Terrance Marín (1-1, 1.93). Tijuana cuenta en su orden al bat con dos viejos conocidos de la afición poblana, Luis Mauricio Suárez y Miguel Torrero.

En el 2014 Pericos y Toros tuvieron marca de 3-3 en enfrentamientos directos, Conrado Garza se llevó par de triunfos, Jonathan Del Campo y Ángel Berroa se combinaron para producir quince carreras; por los astados brilló a la ofensiva Arturo Rodríguez, al batear para .577, con un cuadrangular y 7 carreras producidas.

Como dato curioso, la primera vez que se enfrentaron estas novenas fue en el 2004, en la serie inaugural, el primer cotejo fue en Puebla, y Pablo Ortega le ganó el duelo a Delvis Pacheco, por pizarra de 9-0, Tony Zúñiga y Edgar Vega se combinaron para fabricar 4 carreras; para el juego realizado en Tijuana, los Toros regresaron la blanqueada a los poblanos con serpentina del dominicano José Núñez, el descalabro fue para Rich Kelley, los fronterizos ganaron 5-0, el único testigo vigente de aquella serie es Hugo Castellanos, que jugaba con los astados, dirigidos por el venezolano Carlos Hernández.