México necesita poner la bola en juego

Después de solo pegar cuatro hits y anotar dos veces, la novena tricolor busca vencer esta noche a Nicaragua con turnos de mejor calidad

México, por su pase a la Final
México, por su pase a la Final (Cortesía )

Mexicali, México

El primer inning anotaron dos veces frente a un abridor cuya recta alcanzó como máximo 83 millas. Parecía venía una noche de más carreras, pero los bats tricolores se congelaron, solo pegaron cuatro hits en toda la noche y vencieron 2-1 a República Checa. Hoy la Selección Mexicana busca su pase a la Final del Clasificatorio al Clásico Mundial frente a Nicaragua, donde necesitan se calienten los maderos.

"Estoy contento porque pude colaborar con ese hit en la primera entrada que ayudó a que ganáramos. Fue una noche difícil para la ofensiva pero creo que estamos pagando el precio de apenas estar en la pretemporada", explicó Jesús Castillo, bateador designado de México quien produjo una de las dos rayitas de la noche.

El roster para este torneo se armó hace dos semanas y los peloteros llegaron a Mexicali con pocos días de entrenamiento y contados turnos al bat en juegos de práctica. El timing todavía no se alcanza y el reto de producir en un juego real, es mayor para hoy.

"Algunos apenas tenemos dos juegos de práctica, así que vamos poco a poco, pero la ofensiva se debe de ver un poco más en ritmo y sea diferente para hacer más carreras. Debemos de tener turnos de mejor calidad porque todavía no estamos en nuestro mejor nivel. Aquí lo que se trata es sacar el talento y las habilidades para ayudar", continuó Castillo.

Para el choque de esta noche México realizará cambios en su line up, buscando obtener más stamina para asegurar su pase a la Final del evento, aunque también requieren más paciencia en la caja de bateo.

"Ya sabemos algo del rival, ya no llegas tan a ciegas porque los vimos jugar. Será un duelo duro donde necesitamos que la ofensiva responda luego de que ayer se mostraron ansiosos al batear. No dejamos que los pitchers trabajaran más, que tuvieran que lanzar más, eso nos hubiera ayudado a forzarlos más y quizá hubiéramos puesto la bola más en juego y hubiéramos hecho más daño", explicó Edgar González, manager del conjunto mexicano.

El ganador del duelo de esta noche jugará hasta el domingo por el pase al Clásico Mundial, mientras el perdedor debe volver al diamante para enfrentar un duelo de vida o muerte.