Debuta Rafael Martín en MLB con cinco ponches

El relevista mexicano Rafael Martín tuvo su primer juego en MLB ponchando a cinco rivales, cumpliendo su sueño en el Fenway Park

Boston

Hace apenas dos días estaba con los Syracuse Chiefs en Ligas Menores, ayer se subió a la loma del Fenway Park para tirar dos entradas sin admitir carrera ponchando a cinco enemigos. Así de rápido cambió la escena para el abridor mexicano Rafael Martín Romero, segundo mexicano que debuta esta temporada en Grandes Ligas.

“Me quedé sin palabras cuando me hablaron de la oficina, fue algo muy emocionante para mí. Vamos a echarle ganas para podernos mantener en este nivel, con el favor de Dios jugar varios años aquí en el mejor beisbol del mundo, que es para lo que he trabajado todos estos años”, declaró vía telefónica desde Boston después de vivir su primer juego con sus compañeros en el Big Show.

Martín surgió de los Saraperos de Saltillo, fue firmado para Ligas Menores en 2010 pero apenas ayer llegó la oportunidad soñada cuando fue requerido por el manager de los Nacionales, Matt Williams.

“Estábamos de gira en la sucursal de Filadelfia, el manejador de Triple A fue el que me avisó que iba para Boston con el equipo grande. Lo primero que pensé es que estaban jugando conmigo, no me lo esperaba. Sé que estuve hasta el final en el Spring Training con el equipo grande, que me bajaron los últimos días, tenía mi ilusión de subir en junio o julio, nunca esperé que fuera tan temprano”, comentó.

Los primeros minutos con el equipo grande para Rafael Martin también son especiales, pues ahora le toca compartir la responsabilidad con peloteros de la talla de Max Scherzer, Gio González, Stephen Strasburg, por mencionar algunos estelares de los Nacionales.

“Ya conviví con ellos en los entrenamientos, los conozco a todos, tengo una buena relación con ellos, todo mundo me felicitó. Lo importante es creer que estoy en este nivel, todavía no me cae el veinte”, comentó.

Y se lo creyó al debutar de forma contundente. Con el juego 10-5 a favor de los Nacionales, Martín salió del bullpen para reemplazar al abridor Gio González en la baja de la séptima y el primer rival que enfrentó fue Mookie Betts, a quien dominó con fly al central. Dustin Pedroia le dio hit pero Hanley Ramírez se convirtió en su primer ponche en MLB. Allen Craig también fue retirado por la misma vía.

Regresó a la lomita en la octava y ahí repartió chocolates a Mike Napoli, Shane Victorino y Xander Bogaerts. Su labor fue de 38 pitcheos.

“Todo fue como me lo imaginé. Es algo increíble. Tenía mucha emoción”, describió el mexicano al terminar el duelo. “La bola estaba cortando bien y pude llenar la zona de strike con mis rectas. Creo que estaba más nervioso cuando calentaba porque en cuanto subí a la loma, todo cambió”.