Terminó la mala racha naranja

Después de 8 partidos en fila perdidos, Vaqueros Laguna se llevó el último juego de la serie ante Toros de Tijuana por pizarra de 2-0. Un imparable de Esparragoza y una de caballito dieron el triunfo.

Vaqueros Laguna venció 2-0 a Toros de Tijuana en el último partido de la serie.
Vaqueros Laguna venció 2-0 a Toros de Tijuana en el último partido de la serie. (Vaqueros Laguna)

Torreón, Coahuila

Por fin, Vaqueros Laguna dejó atrás una mala racha de 8 encuentros perdidos en fila, para vencer a Toros de Tijuana 2-0.

En el tercero de la serie los inicialistas fueron por Laguna Dustin Crenshaw, quien es el pitcher ganador y por Tijuana, se le carga la derrota a Horacio Ramírez, salvamento para Tony Peña Jr.

La ofensiva lagunera logró hacer daño en la parte baja de la segunda entrada con imparable de Francisco Esparragoza.

Pocas emociones se pudieron sentir en este encuentro, en donde las dos novenas estuvieron muy erráticas y poco productivas con los maderos.

Fue hasta la quinta entrada cuando volvió a moverse el marcador, aunque de manera sucia a favor de los Vaqueros Laguna, ya que con bases llenas con Minicozzi al bat, recibió la base por bolas y por consecuencia carrera de caballito poniendo las cosas 2 carreras a cero.

El trabajo desde la lomita de Dustin Crenshaw después de 6.2innings lanzados, produjo para sus estadísticas 6 ponches y 4 hits, ingresando Isaac Rodríguez.

Abriendo la novena entrada, Vaqueros pudo hacer daño cuando en Wild Pitch, Sergio Gracía se robó la segunda base y con Diego Madero al bat se esperaba un bateo oportuno, pero en 3 bolas, dos strikes y 2 outs el relevista de Toros, José Manuel López, ponchó a Madero, quien sin tirarle vio como doña blanca se quedó en la manopla del rival.

NOVENA ENTRADA

Cerrando novena, llegó Tony Peña Jr., ponchando a Omar Quintanilla, al segundo enemigo también lo dominó y en el tercero, un tremendo elevado al jardín central, en donde Rubi Silva dominó para culminar con la mala racha de los naranjas.

Cabe resaltar que este fue un partido relativamente corto, el cual no duró más de 2 horas y media, ahora Vaqueros estará en México para enfrentar de viernes a domingo a Diablos.