Tigres gana por 10-5 y se lleva el Clásico

Los Tigres aseguraron la serie del Clásico de la LMB en casa de los Diablos Rojos del México

Tigres venció en el Fray Nano
Tigres venció en el Fray Nano (LMB)

Ciudad de México

Tigres de Quintana Roo aseguró la serie del Clásico de la Liga Mexicana de Beisbol, al superar por pizarra de 10-5 a Diablos Rojos del México, en el tercer juego celebrado este domingo en el Estadio Fray Nano.

Tigres tomó ventaja en la primera entrada. Alex Liddi dio línea al izquierdo para empujar a Alfredo Amézaga. Jorge Cantú dio sencillo al izquierdo con el que Esteban Quiroz anotó. La tercera carrera felina llegó con elevado de sacrificio de Yeison Asencio al izquierdo y Liddi anotó en pisa y corre.

En la apertura de la segunda, los felinos agregaron dos. Amézaga rodó a las paradas cortas y, en bola ocupada, timbró Sergio García. Esteban Quiroz elevó de sacrificio al derecho y Amézaga se descolgó en pisa y corre desde tercera.

En la conclusión de la segunda, Diablos Rojos respondió con sencillo productor de Emmanuel Ávila, que empujó a Cyle Hankerd. En el cierre de la tercera, Hankerd fue golpeado con la casa llena y, de 'caballito', anotó Jesús Fabela.

En la apertura de la cuarta, los visitantes armaron rally de cuatro carreras. Liddi dio doble al izquierdo para vaciar la casa, José Félix, Amézaga y Quiroz cruzaron el pentágono. Yeison Asencio elevó de sacrificio al derecho y Liddi anotó la novena carrera bengalí.

Los locales timbraron dos en la cuarta, Carlos Figueroa despachó sencillo al central y envió a Eliezer Alfonzo y Juan Carlos Gamboa a la registradora.

Tigres sumó otra en la quinta con doble de Carlos Alberto Gastélum, que remolcó a Sergio García.

La novena del manager José Luis 'Borrego' Sandoval timbró una más en la parte baja de la novena entrada, con imparable productor al derecho de Dan Black, que impulsó desde segunda a Carlos Figueroa.

Juan Macías se llevó la victoria con trabajo de dos entradas en las que aceptó dos hits sin carrera, además de recetar un ponche. El salvamento fue para Alberto Leyva, con relevo de tres rollos, en los que espació dos hits, permitió una carrera, que fue limpia, dio una base por bolas y ponchó a tres hombres.

El derrotado fue el abridor David Reyes, luego de trabajar 3.1 innings en los que toleró 11 hits, nueve carreras limpias, otorgó una base por bolas y ponchó a un hombre.