El gran reto de retar

Entrando al último mes de la temporada, los resultados de revisar las jugadas en la Liga del Pacífico han sido favorables, aunque con detalles por trabajar


Ciudad de México

El reto de retar era disminuir las pocas fallas que se tenían y aunque ha funcionado, todavía tienen aspectos en los que deben trabajar.

Al terminar la primera vuelta del calendario regular, en la Liga del Pacífico se revisaron en repetición instantánea 90 jugadas, cambiando el 40 por ciento de las decisiones que se habían tomado en el campo, resultados que han caído positivamente pero que no los dejan satisfechos.

La LMP implantó esta campaña el uso de la tecnología para confirmar o modificar las decisiones que toman los umpires durante el juego, siguiendo los pasos de MLB, y con los resultados del primer intento, sienten que se ha aportado a un área importante: dar certidumbre.

“Ha sido un buen reto el que hicimos con meter el uso de la repetición”, explicó Omar Canizales, presidente de la LMP. “Hemos tenido 90 desafíos, donde el 60 por ciento se han mantenido y el 40 se han cambiado y eso sirve para abonar más en esa justicia deportiva.

Probablemente en la revisión de las jugadas hayamos tenido algunas fallas pero ha sido positivo lo que se ha visto. Lo importante es que directivos, managers, jugadores y aficionados están convencidos de que vamos por buen camino”. El formato de revisión es similar al que se maneja en MLB.

Cuando alguna decisión (que no sea el marcar bolas o strikes, checkswings, balks) no le parece correcta a algún equipo, pueden solicitarle al umpire que se revise. El grupo de jueces se comunica al centro de operaciones en Hermosillo en donde se revisa la jugada.

 Ahí se toma la decisión de si fue acertada la marcación del umpire o si se debe de cambiar. “Hemos aprendido mucho con esta apuesta, una de las cosas es confirmar que tenemos buen nivel de umpires y que se toman buenas decisiones. Otra cosa es que a pesar de la tecnología que hay, existen jugadas tan rápidas o cerradas que es difícil conocer la decisión aún viendo la repetición”, continuó Omar.

Además de lo anterior, el tener esta opción ha cambiado la forma en que se reacciona ante jugadas apretadas. “Ya no hay esa gran discusión con los coaches, mánagers o jugadores porque saben que tienen el derecho de retar la jugada. Así que si la marcación no les parece atinada, pueden pedir la repetición”, dijo el directivo.

“Como ellos saben que el umpire no será el encargado de decidir, sino un centro de operaciones que está ajeno a la dinámica que lleva el juego, entonces no viene un reclamo extra”.

La mayoría de peticiones van hacia las decisiones que se toman en las bases con outs o safes, aunque también ha habido en el tema de batazos atrapados de aire. Por su parte, luego de que concluyó la primera parte del calendario y con solo cuatro semanas de actividad en el rol regular, se cuenta con un sorpresivo desempeño. “No podrías imaginar que los dos últimos campeones hayan terminado en los últimos sitios y eso habla de que el resto de los equipos ven la forma de reforzarse para pelear por el título”, dijo.