Los Reales hacen magia… vencen a Houston y empatan la serie

Perdían 6-2 en la octava, reaccionaron y le dieron la vuelta a los Astros 9-6 con lo que emparejan esta Serie Divisional y obligan a que haya un quinto y definitivo duelo en Kansas City

Eric Hosmer (izquierda) celebra una carrera con Mike Moustakas (derecha)
Eric Hosmer (izquierda) celebra una carrera con Mike Moustakas (derecha) (Reuters)

CIUDAD DE MÉXICO

Con el campeón hasta que muera. Y aún no muere. Los Reales de Kansas City parecían estar noqueados pero se levantaron de la lona para no solo seguir peleando sino para ellos noquear a los Astros. Y así, esta Serie Divisional necesita un capítulo más para conocer al ganador.

Los Reales estaban a seis outs de ser eliminados cuando perdían 6-2 al abrir la octava tanda, pero anotaron siete veces en los últimos dos capítulos para la mágica remontada que no solo empata la Serie Divisional frente a los Astros, sino que obliga a que el último choque de la confrontación se realice en el Kauffman Stadium el miércoles.

El conjunto de Houston anotó tres ocasiones en la parte baja de la séptima entrada con lo que se separaron cuatro carreras luego de que Carlos Correa y Colby Rasmus pegaron jonrones. Los Reales estaban en la lona y los Astros se confiaron de que ahí se quedarían, pero mostraron porqué son los campeones defensores de la Americana y con cinco carreras en la octava y dos en la novena tomaron el control 9-6 para ya no perderlo.

Con cuatro jonrones, dos de ellos en la séptima entrada, los Astros tomaron el control del choque 6-2. Solo era cuestión de que el relevo de los locales cerrara la cortina. Algo que no sucedió. Will Harris, Sipp y Luke Gregerson subieron a la loma viniendo desde el bullpen y les pegaron con todo: cinco hits, una bola ocupada y dos pasaportes se combinaron para que llegaran las cinco rayitas para darle la vuelta a la tortilla.

El golpe que sí fue nocaut llegó en la novena tanda y salió de los bats de los Reales. Ben Zobrist negoció pasaporte y Eric Hosmer desapareció a Doña Blanca para tirar a la lona a los Astros de forma definitiva. Houston ya no se levantó tras el conteo y será necesario un quinto y definitivo partido para conocer al ganador de esta Serie Divisional.

Con la confrontación 2-1 en contra, Kansas City salió al diamante del Estadio Minute Maid sabiendo que un triunfo significaba empatar el duelo y volver a casa, y una derrota el despedirse de la temporada 2015. Y la fiesta seguirá el miércoles, ahora sí, en el encuentro donde el ganador tendrá su boleto para la Serie de Campeonato de la Americana.

Salvador Pérez abrió la pizarra en el segundo inning con un cuadrangular de dos carreras frente al abridor Lance McCullers, pero los Astros se acercarían cuando Carlos Gómez imitó lo que hizo Pérez en ese mismo capítulo, aunque fue un cuadrangular solitario.

Carlos Correa se voló la barda sin gente en base en el tercer rollo y luego pegó doble productor al derecho con el que anotó George Springer. Así llegaron 3-2 al fatídico desenlace del último tercio del choque.

Los abridores Yordano Ventura y McCullers salieron sin decisión mientras que Ryan Madson fue el ganador en labor de relevo de una entrada, cuatro hits admitidos y dos carreras, perdiendo Tony Sipp.