ENTREVISTA | POR LUIS SALCEDO

Horacio “Ejote” Piña Beisbolista

Un personaje del deporte de la región que ha dejado huella y que como pelotero, alcanzó todas las metas que se trazó.

“A Manny Bañuelos le deseo mucha suerte”

Horacio "Ejote" Piña
Horacio "Ejote" Piña (Francisco Rocha)

Torreón, Coahuila

Sólo dos laguneros han llegado a Grandes Ligas, el primero es Horacio "Ejote" Piña, un personaje del deporte de la región que ha dejado huella, y que como pelotero, alcanzó todas las metas que se trazó. Ejemplo de esfuerzo, de empeño y constancia viva de que los sueños se hacen realidad.

El pasado jueves, el segundo pitcher lagunero en debutar en la Gran Carpa fue Manuel "Manny" Bañuelos, joven lanzador originario de El Vergel, en Gómez Palacio, quien abrió el partido con su equipo Los Bravos de Atlanta enfrentando a Nacionales de Washington.

Lo que hizo el "Ejote" ha sido de gran trascendencia, que en su natal Matamoros cuenta con un busto a manera de homenaje, aunque también es parte del Salón de la Fama del Beisbol Mexicano.

Permaneció ocho temporadas en Grandes Ligas, conquistó el campeonato de la Serie Mundial con Oakland en 1973, en México, tiró un juego sin hit ni carrera y uno perfecto.

Durante el tiempo que jugó en el circuito de verano en México logró 100 victorias contra 68 reveses, promediando .595, además consiguió 24 cierres, de los cuales uno fue un "no hit, no run" contra Ciudad Juárez en mayo de 1975, y otro su sensacional juego perfecto contra Los Diablos Rojos en julio de 1978.

Durante su carrera en la Liga Mexicana promedió un estupendo 2.35 en carreras limpias. En la Liga Mexicana del Pacífico siempre coadyuvó al éxito del victorioso equipo Tomateros de Culiacán, donde estuvo 12 campañas, incluso el equipo 'culichi', retiró su número, el 33.

Todos esos logros, Piña espera que Manuel Bañuelos los llegue a igualar o superar, pues no es celoso de su profesión, por el contrario, le deseó toda la suerte a su coterráneo.


¿Usted es el primer mexicano en campeonar en Grandes Ligas y primer lagunero en debutar ahí, ahora "Manny" Bañuelos lo hizo, cómo lo hace sentir eso?

"A mí me da gusto que el chavo haya llegado a Grandes Ligas, así como él, espero y lleguen muchos más. Hoy en día, creo hay mucha mayor oportunidad de llegar, ojalá y el día de mañana veamos a muchos laguneros en equipos de Estados Unidos. A Bañuelos le deseo mucha suerte"

¿Qué hace falta para que La Laguna cuente con más exponentes en Grandes Ligas?

"Hace falta scouts y escuelitas de beisbol, hay que detectar talentos ahí, parece que en Matamoros van a poner una, en Torreón está la Liga Sertoma. En cada ciudad de nuestra comarca hay talento, pero falta desarrollarlo y detectarlo. En las escuelitas los chavitos se van fogueando, van puliendo sus cualidades y si les ven futuro, pueden llegar lejos, como llegué yo y Bañuelos. Hay mucho material humano, pero falta explotarlo".

¿Qué futuro le augura el "Ejote" Piña a "Manny" Bañuelos?

"Él llegó bien, llegó abriendo juegos, yo era relevista. La primera vez que yo tiré, fue contra los Tigres de Detroit, me tocó estar tres entradas, él llegó abriendo, le van a dar más oportunidad. Le auguro un gran futuro, va a ser un pitcher extraordinario, ya lo es, pero va a tener grandes logros".

¿Qué se siente debutar en escenarios tan imponentes como los estadounidenses?

"Lo primero es llegar, ya después cuando debuta uno, ya es otra cosa, los compañeros te arropan, te ayudan a no estar tan nervioso y de ahí ya es un convivio en el vestidor. Pitchando en la lomita, ya se le olvida a uno todo, uno está totalmente concentrado en lo que hace".


¿Hay talento en La Laguna?

"Hay mucho material, todo es cuestión de que haya buen beisbol aquí en la Región para que vengan los scouts a ver a los chavos. Ya hay tres equipos de Liga Mexicana en Coahuila, Monclova, Saltillo y Torreón, parece que escuché al Gobernador del Estado decir que posiblemente habría un cuarto equipo para la zona central de la entidad".

¿Qué le dio el beisbol al "Ejote" Piña?

"Todavía me sigo manteniendo del beisbol, el beisbol me dio mucho, qué más le puedo pedir a este bonito deporte, le debo mucho. Mi carrera llegó hasta los ochentas, mi cuerpo no dio para más, me operaron del brazo y después de eso ya no fui el mismo".

¿Qué le debe al beisbol?

"Todo, mi familia que tengo, estuve ahí para ellos, me sigue dando el beisbol, tengo una pensión por Grandes Ligas, qué más puedo pedir. Antes, tenías que estar al menos 5 años activo en Grandes Ligas para recibir tu pensión, ahora con un sólo día que estés en el roster, ya tienes derecho a la pensión, ninguna liga tiene esa prestación, de cobrar después de 45 años, lo que te quitó el gobierno en su momento, te lo empiezan a devolver".

¿Qué consejo le da Horacio Piña a las nuevas generaciones de peloteros?

"Primero que nada decirles que debe tener mucha disciplina, empeño, portarse bien, estudiar, hacerle caso a sus padres, aprender mucho de sus entrenadores. Trabajen para lograr sus metas, llegar a Grandes Ligas es una satisfacción muy grande, es una gran profesión y de las mejores pagadas del mundo. Cuando yo llegué eran 12 mil 500 dólares por 6 meses, ahora son millones".