Casa muy llena

En solo siete encuentros los Sultanes de Monterrey han rebasado los 100 mil aficionados en las tribunas de su parque, el doble que el segundo sitio en la Liga Mexicana.

Ciudad de México

El trono ha sido suyo desde 2010 y no están dispuestos a moverse de ahí. Con solo siete juegos disputados en la temporada, los Sultanes de Monterrey ya marcaron distancia notablemente frente al resto de la competencia, ya rebasaron los 100 mil aficionados presentes en el parque Monterrey sacándole 51 mil asistentes de distancia al segundo sitio, Acereros de Monclova.

En los últimos cuatro años la novena regiomontana ha dominado a placer la estadística de asistencia a los estadios en la Liga Mexicana, llevando en el 2013 a 590 mil 692 aficionados a las tribunas de su inmueble, siendo cómodamente el líder de la Liga Mexicana dejando atrás a Saraperos de Saltillo y sus 392 mil personas.

Con este antecedente el club comenzó los festejos de su temporada 75 de historia aumentando su promedio al cumplir apenas su primera serie como local, teniendo 14 mil 941 aficionados.

“Ha sido un esfuerzo de muchos años y poco a poco se ha consolidado el gusto de la gente por el beisbol. Este año hemos encontrado una gran respuesta, que aunque años atrás ya la habíamos tenido, esta temporada ha sido mayor, la gente está yendo al estadio a divertirse, a convivir, porque uno de nuestros objetivos en este rubro siempre ha sido crear un buen entretenimiento para que la gente disfrute lo que está pagando”, explicó Roberto Magdaleno, director general de los Sultanes.

En el calendario regular la novena regia tiene pactados 58 encuentros en su parque de pelota, y de mantener el promedio que tienen en este arranque, podrían llegar a 835 mil aficionados.

“Hemos sembrado por mucho tiempo y ahora estamos cosechando el gusto por el beisbol, especialmente en la gente joven, las mujeres y los niños, que es un sector al que hemos puesto mucha atención”, confió el directivo. “Sabemos que durante la temporada habrá altas y bajas por diversas circunstancias, pero sabemos que tenemos el potencial para llegar a un millón de aficionados”.

La oficina del equipo comenzó a enfocar esfuerzos en aumentar el interés de la gente por el equipo en el 2006, teniendo resultados inmediatos con los 989 mil asistentes, aunque ese número fue cayendo hasta ser de apenas 204 mil en 2009. A pesar de ese bajón, el esfuerzo se mantuvo y se ha dado el crecimiento al enfocar sus esfuerzos en puntos clave.

“Uno de los puntos más importantes es que la gente se la pasa bien y sale contenta del estadio cada que va, más allá de lo que suceda en el campo. La gente se queda a bailar porque siempre hay conciertos al acabar los juegos, tenemos varias dinámicas durante los juegos, tenemos la opción de rentar los balcones donde pueden prepararse carne asada. En el estadio Monterrey la gente no depende de un resultado para divertirse”, dijo.

La primera serie de tres encuentros en la temporada fue frente a Saltillo y llevaron a 30 mil aficionados, pero el fin de semana con la visita de los Rieleros de Aguascalientes, el Palacio Sultán recibió a 51 mil almas.

“Te mentiría si te dijera que sí estábamos esperando 23 mil personas, pero se percibe como la gente está muy metida con el equipo, se está involucrada y eso te da la confianza de que se está haciendo bien el trabajo”, sentenció.

Otro de los factores con el que han trabajado es el no separarse de los otros deportes que se practican en Monterrey, acercándose a los fans de disciplinas como futbol, basquetbol, futbol americano y futbol rápido, siendo uno de sus slogans: “Seas Tigre o Rayado en Monterrey todos somos Sultanes”. 

Asistencias en los siete juegos

Rival     / Entrada

vs Reynosa       18,874

vs Saltillo          12,972

vs Saltillo          3,525

vs Saltillo          13,835

vs Aguascalientes          14,326

vs Aguascalientes          13,544

vs Aguascalientes          23,865