Campeón NFL, “infielder” MLB

El “QB” de los Halcones Marinos de Seattle, Russell Wilson, visitó la práctica de los Rangers de Texas y entrenó para recordar su historia como prospecto.


Fans de los Rangers, Rockies y Anaheim quería un autógrafo
Fans de los Rangers, Rockies y Anaheim quería un autógrafo (AFP y AP)

Surprise, Arizona

Y ahora todos nos preguntamos lo que podría haber sido. Russell Wilson, el mariscal de campo de los Halcones Marinos de Seattle que ganó el primer Super Bowl de la franquicia en febrero pasado, se unió a los Rangers de Texas para una práctica rutinaria en el complejo del equipo en Arizona. Pero no jugó con ellos, ni jugará.

Tras el desayuno, Wilson estrechó su brazo y se unió al mánager Ron Washington en el entrenamiento. Con muchas cámaras siguiéndole, Wilson escuchó atento mientras Washington le ponía diversos ejercicios de práctica.

“Me sorprendió por no estar fuera en el campo por un gran rato”, dijo Washington. “Quizás agoté sus piernas un poco, pero cumplió con todos los procedimientos y logró un trabajo fantástico. Tiene una tremenda actitud. Por eso es quien es. Le das algo y sabe cómo aplicarlo”.

Wilson hizo calistenia con el equipo y charló con regulares del equipo como Prince Fielder, Adrián Beltré, Elvis Andrus y Jurickson Profar. Luego tomó lanzamientos con el resto de los miembros del infield. Algunos cientos de fans, muchos de ellos luciendo los colores de los Halcones Marinos y otros traían carteles hechos a mano agradeciéndole la victoria en el Super Bowl, vitoreándole mientras cachaba las pelotas y practicaba en segunda base para comenzar jugadas de dobleplay y pasaba a primera para finalizarlas. Wilson miró cómo algunos de los jugadores en la alineación practicaban en la caja de bateo.

“Siempre he tenido el sueño de jugar dos deportes. Si en algún momento se diera el milagro, lo consideraría, pero al mismo tiempo, mi enfoque está con ganar el título de la NFL con Seattle, y espero poder jugar mucho más tiempo”, explicó Russell al terminar la práctica.

Chris Kemp, del área de rastreo de talento de los Rangers de Texas, recuerda la primera vez que vio al hoy mariscal de campo de los Halcones, en un campo de beisbol hace cuatro años.

“Estaba observando una práctica de bateo, y él estaba allí saltando contra el muro para atrapar pelotas”, dijo Kemp. “Luego corrió hacia la posición de shortstop cuando grupos se intercambiaron y de ahí atrapó pelotas. Jamás había visto a nadie jugar de esa manera en los momentos previos a un partido”.

Wilson pasó dos años como jugador de cuadro en las sucursales de la organización de los Rockies de Colorado, con quienes bateó para .229 en 315 turnos, esto en el nivel Clase AA en Asheville en el 2011. Después decidió seguir su carrera universitaria y de ahí fue drafteado para la NFL.