Amilcar Gaxiola ¿Será la nueva estrella de la LMB?

El jugador de tomateros de Culiacán en la Serie del Caribe regresa a LMB como el novato y pitcher del año en la Liga del Pacífico, logros que lo ponen en la mira a tomar un rol protagonista

Amilcar Gaxiola,  pitcher de los Olmecas de Tabasco
Amilcar Gaxiola, pitcher de los Olmecas de Tabasco (Foto tomada del Twiter de la LMB)

CIUDAD DE MÉXICO

E s un Amilcar Gaxiola muy distinto al que se subió a la loma en la temporada 2014, pero esas son buenas noticias para los Olmecas de Tabasco. El lanzador llega a los entrenamientos con una marca de 17-18 en cuatro temporadas en la Liga Mexicana, números nada fuera de lo extraordinario, pero también trae consigo dos reconocimientos: novato y pitcher del año de la Liga del Pacíico.

Gaxiola jugó en 2014 su primera temporada con los Olmecas luego de debutar en LMB con Saltillo, y de pasar dos años combinando participaciones con los Saraperos y Minatitlán, teniendo números muy discretos. Hasta el año anterior, donde aprovechando las bondades de pitchear en Tabasco y la Zona Sur, además de empezar a mostrar el crecimiento de su nivel, llegó a 10 victorias.

Ahora Gaxiola se ha establecido como un serpentinero estelar en los dos circuitos más importantes de nuestro país, cargando la responsabilidad de mantener el paso ganador en lo que será su segundo calendario con la casaca tabasqueña.

"Todo este buen año empezó aquí en Tabasco, donde logré conseguir diez victorias”


“Viví muchas experiencias, algunas buenas otras malas pero afortunadamente supe salir adelante”, explicó Gaxiola. “Todo este buen año empezó aquí en Tabasco, donde logré conseguir diez victorias, después vinieron cosas muy bonitas, me pasaron muchas cosas, nunca me imaginé que me fuera a llegar así de golpe todo eso. Creo que lo supe llevar, de verdad me sirvió mucho lo que pasó aquí, me fui muy motivado a invierno”.

Con Olmecas tuvo un debut promisorio al ser uno de los 13 lanzadores del verano que llegó al doble dígito en la columna de ganados, mientras que en el invierno acabó la campaña 9-1 con 2.47 de PCL, lanzando además un juego sin hit ni carrera, después fue refuerzo de los Caribes de Anzoategui en la Liga de Venezuela y remachó como parte de los Tomateros de Culiacán en la Serie del Caribe, con una apertura notable.

“Fue un juego difícil en la Serie del Caribe, la verdad es que fue un juego muy apretado, siempre tuve condiciones difíciles, sobre todo en esa quinta entrada, nos sacó adelante la confianza”, señaló respecto a ese duro cotejo en el clásico caribeño.

 El zurdo seguramente encabezará la rotación de los Olmecas, y sabe que por las características del beisbol que se juega en la Zona Sur, tiene que perfeccionar sus lanzamientos.

“Me he concentrado mucho en el control, en intentar que todos los lanzamientos fueran los más bajito posible. Sabemos que aunque en muchos parques la pelota no vuela mucho, hay bateadores poderosos, entonces, pitchear alto se traduce en recibir más batazos” sentenció en ese sentido.

Con esos premios en LMP, Gaxiola se convierte en uno de los lanzadores con etiqueta para ser protagonista en la temporada 2015, donde se espera que repita la dosis y le dé al menos 10 triunfos a los Olmecas.