Sigue la celebración de la NBA en México

La Liga continúa con el festejo de sus 25 años en el país, con otra doble cartelera, que comienza con los Nets de Brooklyn como locales ante el Thunder de Oklahoma City

Logotipo de la NBA, durante el entrenamiento
Logotipo de la NBA, durante el entrenamiento (Imago7)

Ciudad de México

La NBA aterrizó en México por primera vez hace 25 años, con un partido de pretemporada entre los Rockets de Houston y los Mavericks de Dallas; después de venir cada octubre, hace dos décadas, el 7 de diciembre de 1997, la Liga decidió ir un paso más allá, con un encuentro de campaña regular, con los mismos protagonistas, en el Palacio de los Deportes de la capital.

Aunque los juegos de práctica se mantuvieron, los duelos que contaban para el standing se resistieron a regresar al país hasta el 2014, por culpa de un transformador de la Arena Ciudad de México que alargó la espera casi 365 días.

Pero eso no impidió reanudar la relación y tras partidos de campaña regular en 2014 y 2015, la NBA decidió celebrar a lo grande estos 25 años de matrimonio, con una doble cartelera en enero, con los Suns de Phoenix como locales, y otra esta semana, con los Nets de Brooklyn como anfitriones.

“Es bueno para la NBA, para nuestra organización, intentamos ser globales, tenemos mucha diversidad en el staff y en los jugadores, y esto va de acuerdo con lo que intentamos hacer”, confió el entrenador de la quinteta de Nueva York, Kenny Atkinson.

Los Nets recibirán el jueves al Thunder de Oklahoma City y el sábado al Heat de Miami, en la Arena Ciudad de México en lo que es motivo de celebración para los involucrados.

“Me encanta la ciudad, el clima, la gente es fantástica, me gusta la comida; nosotros pedimos hacer esto y nos dijeron que perderíamos dos juegos de local, pero prefiero ir a la Ciudad de México”, señaló.

No obstante, el reto es grande para una franquicia que tiene el tercer peor récord de la Conferencia Este en este inicio de temporada y tendrá como primer invitado en su hogar temporal al Thunder, que cuenta con el Jugador Más Valioso de 2016-17, Russell Westbrook.

“Es un gran reto, tienen mucho talento, una ofensiva poderosa, pero debemos preocuparnos por nosotros, obviamente tenemos un plan de juego, entendemos que son un buen equipo, que ha perdido varios juegos cerrados, aunque su récord no refleja lo que son, ni lo que serán, les tomará algún tiempo”.

El problema es mayor para los Nets porque en la posición de movedor perdieron por todo el año a Jeremy Lin y su gran contratación del verano, D’Angelo Russell está lesionado, por lo que marcar al 0 será una tarea grupal.

“Lo tendremos que hacer por comité, intentar diferentes jugadores, tamaños, velocidades, Spencer (Dinwiddie) es de su estatura, pero necesitamos ayuda de todos, aunque lo que vimos en el último juego de Atlanta será nuestro nivel de agresividad, así rendimos mejor a la defensiva”, analizó Atkinson.

EL SUEÑO DE LA FRANQUICIA

Pero más allá de lo que ocurra en la duela, el encuentro será otro examen para la Ciudad de México en su deseo por tener una franquicia, para lo que el coach de Brooklyn sirve como vocero.

“Me encantaría, nos tomó tres horas llegar de Atlanta, (México) es una ciudad con gran población, que le encanta los deportes, lo vi en la NFL, en el FIBA Américas, sería un sueño, pero depende de Adam Silver (comisionado de la NBA), solo hablo con el corazón, aunque sería fantástico”.

Por lo pronto, el entrenador destacó que de esta relación entre la Liga y el país no solo se benefician los aficionados, sino los integrantes de los equipos.

“A mis jugadores les digo que conozcan, que disfruten, no solo del basquetbol, sino de la cultura, los restaurantes, que caminen por las calles, porque cuando miremos hacia atrás habrá sido más que un partido”, concluyó.