Paco Olmos se va de Jefes, se marcha a disgusto con LNBP

Se va con una marca de 34 partidos jugados, 18 ganados, 16 perdidos, con 52 puntos que lo ubican en el quinto puesto de la competencia, a pesar de que la Liga le haya quitado puntos.

Torreón, Coahuila

El ahora ex coach de Jefes Fuerza Lagunera, el español Paco Olmos, se va agradecido con la oportunidad de haber dirigido a este equipo, más no se va contento con la experiencia que tuvo en una liga que dijo, le hace falta seriedad y profesionalismo.

Olmos se va a dirigir a Puerto Rico con el club Atenienses de Manatí.

Luego de la trifulca campal que se armó la noche del sábado entre jugadores de Jefes y Correcaminos, el coach decidió junto a la directiva irse del equipo. La quinteta lagunera será dirigida por el auxiliar, el también ibérico Pedro Carrillo.

Paco Olmos se va de Jefes con una marca de 34 partidos jugados, 18 ganados, 16 perdidos, con 52 puntos que lo ubican en el quinto puesto de la competencia, a pesar de que la LNBP le haya descontado puntos a su equipo.

"Agradecer que se me dio la oportunidad en este humilde proyecto, yo sabía que era humilde el proyecto, agradecer el apoyo de la familia Ganem que le apostó a este proyecto joven que tiene futuro, hay cosas que rescatar, la temporada es histórica pues hay que ver cómo se inició, sin hacer pretemporada", señaló luego de la suspensión del partido del sábado por la noche.

Lamentó Olmos el que la afición de La Laguna haya dejado solo a su equipo, pues durante los partidos de la temporada regular, se tuvieron pobres entradas.

"No hemos conseguido llegar a los aficionados, sé que Torreón tiene mucha afición al basquetbol, estoy agradecido, yo vine aquí a hacer un trabajo, se logró mucho en el compromiso, en el esfuerzo de estos jugadores, son jornaleros, obreros del baloncesto y así se han comportado, creo que hemos conseguido hacer un baloncesto diferente a nivel defensivo y ofensivo al día a día", aseguró.

Sabía que venía a un equipo nuevo, un proyecto humilde, que le peleó de tú a tú a equipos con nóminas impresionantes.

"Por supuesto hemos pasado penurias, por ciertas situaciones, porque sabíamos que veníamos a un club pequeño, pero siempre se contó con el apoyo de la directiva, el problema es que conforme a avanzado la temporada, el tema de los puntos, que nunca lo hemos puesto como excusa, siempre lo vimos como un revulsivo, que nos empujara.

Está claro que el éxito deportivo, debido a situaciones administrativas no se iba a conseguir, agradezco al club que me deje salir, por supuesto no se cierra la puerta, se queda abierta para un futuro.

Será cuestión de ellos, el futuro, pero el que me han contado es muy alentador y ambicioso, ojalá de esto aprendamos todos, todo mundo debe estar muy orgulloso de cómo ha funcionado, de que un equipo humilde puede pelear contra los mejores.

Prácticamente, excepto Pioneros, le hemos ganado a todos los equipos de la Liga, hemos ido de menos a más, toda una serie de condicionantes que hubiera servido para dejarnos ir, nos ha endurecido, la familia que se formó aquí, con directivos, jugadores, cuerpo técnico, staff y la prensa", dijo.

"Hay una situación que me sorprende, es una liga profesional de baloncesto que está avalada por FIBA, no entiendo como en un país tan grande, durante 12 meses de competición, ligas no asociadas, comiencen a la vez, con una economía diferente y eso te genera mentalmente situaciones difíciles para nuestros jugadores".

Reconoció que su primera experiencia en la liga, no fue nada grata. No se trabaja bien en el basquetbol mexicano, específicamente en la LNBP, donde pareciera, que las finales ya están determinadas.

"Ojala que el año que entra Jefes tenga más atención mediática, haya más público, más jugadores importantes quieran venir, que el equipo se gane su sitio en la liga, una liga donde mi primera experiencia no es grata, no es positiva a nivel de liga, creo que un país de 150 millones de habitantes, con una selección nacional presidida de éxitos, yo pensaba que habría un boom de baloncesto.

Veo que a lo que se va es que cada equipo va a ganar su campeonato, parece que están pre establecidas las semifinales, parece que está establecida la final, no dejan que las cosas sucedan porque están escritas, y no debe ser así, hay que hacerlas en la duela", aseveró.

Recriminó la manera de hacer las cosas en el circuito, indicó que México pudiera ser potencia a nivel liga y selección, pero para que eso suceda, tiene que involucrarse toda la sociedad y quitar a los malos dirigentes.