Cuarenta años de sequía se terminan

Tras seis partidos de las Finales, el equipo comandado por Steve Kerr se coronó como campeón de la NBA de la temporada 2014-2015

Stephen Curry, jugador de los Warriors
Stephen Curry, jugador de los Warriors (Reuters)

Ciudad de México

Stephen Curry ni siquiera tuvo que cargar a su conjunto, ayer ganó el equipo. Los Warriors de Golden State eliminaron 105-97 en el Juego 6 de las Finales a los Cavaliers de Cleveland para conseguir su primer título de la NBA desde 1975.

“Somos los campeones, este grupo es especial, es lo que visualizamos, y mucho trabajo después, vamos a recordar esto por mucho tiempo”, dijo Curry, el MVP de la temporada, que registró 25 puntos y ocho asistencias.

Pero fue Iguodala quien le dio a los de Oakland un empuje decisivo.

“Tenemos un equipo lleno de creyentes, y cuando me dijeron que tenía que venir desde la banca lo acepté como mi propósito”, dijo Andre Iguodala, que fue nombrado MVP de las Finales, Iguodala anotó 25 puntos ayer.

Cinco jugadores de los Warriors terminaron con doble dígito en puntos, incluyendo Draymond Green, que logró un triple doble al anotar, 16 unidades, 11 rebotes y 10 asistencias y superaron un último mejor esfuerzo de LeBron James, que se quedó a una asistencia de su tercer triple doble de las Finales, marcó 32 tantos, 18 tableros y nueve asistencias. Los Cavs lograron acercarse a siete tantos en el cuarto parcial, pero Curry, Iguodala y Klay Thompson clavaron triples para restablecer la ventaja y para los Warriors no hubo otra cosa que empezar un festejo.

Los de Oakland finalizaron acorde con una campaña en que registraron 67 victorias y finalizaron como el mejor equipo de la NBA, la mejor ofensiva y defensiva.

Los de Cleveland pelearon, pero la caballada estaba l aca. Grande era el alboroto en la Quicken Loans Arena cuando los Cavs tomaron dos de ventaja a comienzos del tercer cuarto. Pero así fue su desconsuelo cuando los Warriors anotaron los siguientes ocho puntos, incluyendo dos triples y una clavada de Iguodala. Ese fue el tema del partido, no importaba qué racha pusieran los Cavs para emparejar el partido, los Warriors siempre tenían lista una contestación.

En el tercer cuarto los Warriors dominaron 28-18 a los Cavs, sacando 12 de ventaja y enfilándose a su primer título en 40 años.

Los de casa tuvieron una reacción en los últimos minutos pero ya estaban más allá de toda salvación.

“Creo que lo que nos define es el sacrificio, empezando por Andre (Iguodala) que aceptó venir desde la banca”, dijo el coach Steve Kerr.

Ahora la ciudad de Cleveland pasará un año más sin un campeonato. Los equipos profesionales de la ciudad, Cavs, Browns e Indios, se combinan para 144 temporadas sin que ninguno logre conseguir el título.

James tuvo gran actuación en las Finales, tanto así que muchos creían que sería MVP. Pero los Warriors, simplemente fueron el mejor equipo.