El turno de Adam

Con la lesión que deja fuera de acción a Lorenzo Mata, laresponsabilidad de ser el centro de la selección caerá en Parada, quien no jugó el Premundial por estar lastimado

Adam Parada
Adam Parada (Mexsport)

Tepic, Nayarit

La lesión que dejará sin Mundial a Lorenzo Mata es una mala noticia para la selección mexicana. El poste fue la estrella defensiva del conjunto nacional en el FIBA Américas hace un año y permitía a Gustavo Ayón brillar a la ofensiva. Sin embargo, Sergio Valdeolmillos tiene un as bajo la manga: Adam Parada, quien no pudo ir al Premundial y está dispuesto a asumir ese rol.

Adam se reportó con la selección desde el inicio de los entrenamientos y aunque ha sufrido algunas lesiones durante esa etapa, fue incluido en el plantel para el torneo de Tepic que será para él una prueba para demostrar que está a la altura del reto y que puede cumplir con la fortaleza bajo el faro en el Mundial.

"Me siento muy bien, es mi año 13 con la selección mexicana, entrando y saliendo. Empecé en 2001 y creo que este es el definitivo, es el mejor torneo que podemos disputar, el mejor equipo que hemos tenido, la mejor preparación, así que me siento muy cómodo".

El centro fue parte del equipo que conquistó la plata en los Juegos Panamericanos de Guadalajara en 2011 y aunque estaba considerado para ir al FIBA Américas el año anterior, una lesión lo apartó del sueño, lo que no le impidió disfrutar del título de sus compañeros:

"Fue una hazaña, me sentí muy orgulloso de ellos, desearía haber estado ahí, pero la pierna no me dejó. Debemos construir con base en esa coni anza y llevarla al siguiente nivel".

No obstante, el jugador de los Halcones de Xalapa descarta que participar en el Centrobasket y tal vez en el Mundial ser una revancha para él, "lo que quiero es probar que pertenezco a este equipo, y que soy uno de los mejores jugadores de México".

Creo que el Centrobasket debemosganarlo, pero es comopreparación para el Mundial

Con la baja de Lorenzo a Valdeolmillos solo le quedan como opciones de hombres altos, Parada, Ayón, Adrián Zamora y Héctor Hernández, con lo que Adam deberá dar un paso al frente para construir una defensa sólida para los dos torneos. "Acepto el reto de ser el hombre grande en la cancha, todos estamos aquí para ayudar".

Parada tiene a su favor que el coach lo conoce, ya que también lo dirigió en Xalapa en la Liga Nacional de Baloncesto Profesional, con lo que el centro no sufrirá para integrarse a su sistema, ni Valdeolmillo esperará de él nada que no sea capaz de realizar.

Estuve entrenando duro y creo que estoy donde quisiera estar

"Él tiene un sistema muy bueno, tiene mucha experiencia, conozco su estilo muy bien, es diferente, no es como el estadunidense, pero es muy efectivo, está más centrado en los guardias, mientras que el norteamericano es alrededor del hombre grande, de la pintura; me

gusta, funciona y ha demostrado ser un entrenador ganador".

Sobre su rol en la escuadra mexicana que buscará los boletos a los Panamericanos y al Preolímpico del próximo año, Adam reconoce que su misión principal es a la defensiva, aunque celebra que la ofensiva no se recargue en un solo hombre.

"Tengo mi papel, no me buscan para anotar en cada posesión, ese no es el trabajo de nadie, los cinco en la duela podemos anotar, así que yo debo jugar defensa sólida y cuando tenga la bola pasarla, aunque si estoy en la pintura voy por la canasta".