Rally de México arranca con Ogier y Latvala como favoritos

Este es el tercer evento del Campeonato Mundial (WRC), inicia la noche del jueves en la ciudad de León (centro) con dos bólidos de Volkswagen como favoritos

Sebastien ogier, piloto de rally
Sebastien ogier, piloto de rally (Volskwagen )

LEÓN, Guanajuato

El rally de México, el tercer evento del Campeonato Mundial (WRC), inicia la noche del jueves en la ciudad de León (centro) con dos bólidos de Volkswagen como favoritos: el francés Sébastien Ogier, ganador del rally de Montecarlo, y el finlandés Jari-Matti Latvala, vencedor en Suecia.

Actualmente a la cabeza del campeonato, Latvala debe arrasar el viernes con las pistas de tierra de León durante las once pruebas especiales de 150 km cronometrados.

Esto podría beneficiar a Ogier, quien correrá inmediatamente después, e incluso a Andreas Mikkelsen -tercer piloto de VW Motorsport-, quien será el cuarto en arrancar.

En los dos primeros rallys del Campeonato Mundial 2014 "el acento estuvo puesto en las habilidades de los pilotos, (pero ahora) las máquinas serán una prioridad", estimó el director de VW Motorsport, Jost Capito, para quien uno de los mayores desafíos será encontrar un balance entre confiabilidad y potencia a la hora de ajustar el sistema de gestión de los motores a la altitud de León.

En un terreno que oscila entre los 1.800 y 2.800 metros de altura sobre el nivel del mar, entre jueves y domingo se disputarán 22 pruebas especiales, es decir, 400 km cronometrados.

En este trayecto, el objetivo más apremiante será "limitar los daños (...), evitando cometer faltas y tomando únicamente riesgos calculados", precisó la marca alemana, que resultó ganadora el año pasado en el rally de México con el debut sobre tierra de la Polo-R.

Citroen, Hyundai y Ford calientan motores

Frente a VW, las otras escuderías de la WRC 2014 harán todo por sacar provecho de una eventual falla de los campeones del título mundial.

Citroen, por ejemplo, buscará replicar una de las seis victorias consecutivas que se adjudicó en México entre 2006 y 2012 con tres autos (Xsara, C4, DS3) pilotados por Sébastien Loeb.

En ese sentido, el noruego Mads Ostberg, recién llegado a Citroen, se mostró confiado.

"Aún estamos en una fase de aprendizaje (...) pero cada kilómetro recorrido en el auto me hace feliz. Nos entendemos perfectamente y progresamos juntos", comentó Ostberg, cuyo compañero Kris Meeke correrá por primera vez en las pistas de México.

De su lado, Hyundai, que mostró muy mal desempeño en Montecarlo y Suecia, contará con el refuerzo del piloto australiano Chris Atkinson (ex Subaru) para apoyar al belga Thierry Neuville.

"Es una prueba fantástica, que me encanta. Es un rally especial para mí, pues es ahí donde obtuve el primer podio de mi carrera en WRC el año pasado", subrayó Neuville, el único piloto permanente de Hyundai.

Por su parte, Ford intentará romper la serie de derrotas en México que arrastra desde 2004, aunque se trate del primer rally en pistas mexicanas para el polaco Robert Kubica.

"Habrá muchas (pruebas) especiales largas que serán muy exigentes. Pienso que será un rally muy difícil para un debutante", resumió Kubica, ex piloto de Fórmula 1.

"Este será mi primer rally sobre tierra con el Fiesta RS WRC y mi primera participación en México, por lo que mi objetivo será acumular experiencia", añadió el polaco, quien resultó victorioso en carreras sobre tierra el año pasado en Grecia y Cerdeña en la categoría WRC-2, con un Citroen DS3 RRC (menos potente que el Fiesta).

Y precisamente en WRC-2, al volante de un pequeño Fiesta R5 de la escudería inglesa M-Sport, el joven francés Quentin Gilbert intentará pisar los talones de Kubica y Loeb en lo que será su primera experiencia lejos de Francia y a gran altitud.