Cese tardío de McLaren complica futuro de 'Checo' Pérez

Sergio Pérez señaló en Austin que la escudería británica siempre le insinuó que se mantendría en el equipo en 2014; ahora, tras su salida repentina, indicó que el panorama para el próximo año luce difícil y no descartó emigrar a otra serie

Austin

La carrera del piloto mexicano Sergio Pérez tomó un nuevo rumbo. En los próximos días, su misión no será conseguir la mayor cantidad de puntos para McLaren ni para él dentro de la Fórmula Uno, su trabajo será buscar un nuevo sitio dentro de la máxima categoría, toda vez que se oficializó su salida de la escudería  británica al finalizar la presente campaña.

Con apenas dos carreras para concluir la temporada, y a poco menos de tres meses de iniciar la pretemporada 2014, los lugares son pocos para el próximo año; ante ello, el originario de Jalisco comentó que el panorama no luce sencillo.

“McLaren me dijo que yo estaba seguro para quedarme, nunca me dijeron lo contrario; todo cambió en las últimas semanas”


“Será difícil (encontrar equipo) porque la decisión llegó muy tarde. Si esa resolución me la hubieran hecho saber hace unos meses sería diferente, pero es lo que hay. Estamos enfocados en encontrar un buen equipo en Fórmula Uno para seguir con mi carrera”, indicó Pérez a su llegada a Austin apenas unas horas de haber anunciado su salida de la casa de Woking.

Lotus, Force India y Sauber parecen ser las únicas opciones que él considera. Emigrar a Caterham o Marussia, las dos escuadras más débiles de la parrilla y que en toda su historia no han sumado puntos, no pasan por su cabeza, de hecho, tampoco descarta tomar un año sabático y emigrar a otra serie si las cosas no se dan.

“No pienso seguir en Fórmula Uno solo por quedarme. Si no hay una opción que sea buena para mi futuro buscaré otras alternativas. El objetivo es que me mantenga en Fórmula Uno. Es en lo único en lo que pienso y creo que va a pasar”, apuntó el originario de Jalisco, quien destacó que trabaja junto a Carlos Slim Domit, directivo de Telmex y quien lo ha guiado por toda su carrera, para encontrar cabida en la parrilla del 2014.

Checo ha sumado 115 puntos en sus tres años dentro del Gran Circo. Su máxima puntuación ha sido los 66 del año pasado en Sauber


A su vez, Checo reconoció que no tenía preparado un plan alternativo en caso de no continuar con uno de los equipos de punta de la categoría, con quien reconoció aún tenía dos años más de contrato, y es que en sus propias palabras “siempre quise confiar en ellos”.

“No platiqué con nadie más en este tiempo. McLaren me dijo que yo estaba seguro para quedarme, nunca me dijeron lo contrario; todo cambió en las últimas semanas y estoy sorprendido un poco, pero así es la vida. A veces te pone en otro camino que no nos gustaría pero estoy contento porque creo que lo que vienen es lo mejor para mí. Considero que buscar otra alternativa es lo mejor para mi carrera”.

LAS CAUSAS DE SU SALIDA

Desde la contratación de Sergio Pérez como piloto de McLaren, la prensa inglesa se mostró a disgusto con la decisión tomada por Martin Whitmarsh, director del equipo, y es que, los medios de aquel país deseaban ver al escocés Paul di Resta en el asiento. Conforme avanzó la campaña, las críticas aumentaron y generaron presión sobre la casa de Woking.

“Probablemente (la salida se deba) a tanta presión que hay en el equipo; creo que principalmente fue eso. Existía mucha presión por los resultados que hemos tenido”.

A pesar de las circunstancias vividas, Pérez mantiene un agradecimiento al equipo con el cual militó este año, su segunda escuadra dentro de la máxima categoría tras haber iniciado en 2011 en Sauber.

“No estoy aquí para hablar mal de McLaren. Estoy agradecido con ellos, por la oportunidad que me dieron, soy muy afortunado porque manejé para una de las escuderías más históricas que hay en Fórmula Uno, probablemente en el peor año posible de toda su trayectoria, es lo que me tocó vivir, he aprendido mucho esta temporada y creo que, a pesar de todo lo malo, esto me hará crecer en mi carácter y eso me ayudará en mi futuro”, indicó Sergio.

Los podios obtenidos en el 2011 con Sauber pasarán al olvido, y a partir de ahora Pérez ingresa a una lista extensa en la búsqueda por un asiento. Junto a él, el ruso Vitaly Petrov, el venezolano Pastor Maldonado, el finlandés Heikki Kovalainen y el alemán Nico Hulkenberg, aspiran al lugar que dejará Kimi Räikkönen en Lotus. Solo uno de ellos será el elegido y los demás deberán intentar en escuadras con menor tecnología, o dar un paso a otra serie como lo han hecho competidores como el japonés Kamui Kobayashi o el alemán Timo Glock.