Gran Premio de Rusia se mantiene

Tras los conflictos entre Ucrania y prorrusos, políticos británicos pidieron a la Fórmula Uno que se suspenda en Gran Premio de Rusia, el cual está programado para el mes de octubre

Bernie Ecclestone en el tribunal de Munich
Bernie Ecclestone en el tribunal de Munich (Reuters)

LONDRES, Inglaterra

El dueño de los derechos de comercialización de la Fórmula Uno, Bernie Ecclestone, aseguró que no se plantea la posible cancelación del Gran Premio de Rusia por el conflicto armado en Ucrania.

Ecclestone prometió respetar "al cien por ciento" el contrato con los organizadores de la carrera en la ciudad de Sochi, citó hoy al británico el diario "Daily Mail".

Varios políticos británicos pidieron la cancelación del Gran Premio ruso, que se disputará el 12 de octubre, tras la escalada de la violencia entre Ucrania y los prorrusos y el supuesto derribo de un avión de pasajeros en el este de Ucrania que dejó 298 muertos.

"Lo moralmente correcto sería cancelar la carrera", dijo el diputado conservador David Davis.

Sin embargo, Ecclestone, de 83 años, señaló que mantendrá el acuerdo personal con el presidente ruso, Valdimir Putin.

"El señor Putin nos apoyó enormemente y fue muy servicial. Nosotros vamos a hacer lo mismo", dijo el magnate, que en el pasado también defendió el Gran Premio de Bahréin pese a la enorme presión social.

El Gran Premio de Rusia se disputará en Sochi, una ciudad a orillas del Mar Negro y a apenas 600 kilómetros de la península de Crimea, territorio ucraniano que se anexó Rusia.