Celis Jr. se retiro satisfecho de Bélgica

El mexicano dijo que ahora que completó el proceso de adaptación a su monoplaza espera que lleguen mejores resultados

Alfonso Celis Jr
Alfonso Celis Jr (Cortesía )

BÉLGICA

Después de dos carreras en el circuito de Spa-Francorchamps, el piloto mexicano Alfonso Celis Jr. se retiró satisfecho con el trabajo realizado en la GP3 Series, y señaló que el ubicarse dentro de los mejores de forma constante comienza a ser una realidad una vez que ha completado su proceso de adaptación al monoplaza.

Celis, integrante del equipo Status GP arrancó la prueba del domingo, dentro del Gran Premio de Bélgica, en el sitio 12, resultado obtenido en la competencia del sábado. En el arranque, el mexicano perdió dos posiciones debido a nuevos ajustes que la escudería comenzó a probar para carreras posteriores.

Ante la falta de lluvia, las condiciones de seco dificultaron de nueva cuenta los rebases entre los coches. Alfonso conseguía acercarse a sus contrincantes durante el primer sector, al ser uno de los pocos pilotos en acelerar a fondo en la mítica curva Eau Rouge, pero en la segunda parte de la pista, las condiciones le impedía rebasar.

"Probamos nuevas cosas en el coche, así que decidimos dar lo mejor de nosotros y el objetivo era terminar la competencia. Al final lo conseguimos. Fue una prueba difícil, en especial ante la presión de los rivales, pero logramos ser constantes y veloces", expresó el mexicano quien cruzó la meta en el sitio 15.

Celis demostró durante gran parte de la competencia ser eficiente, no solo por sus velocidades en el primer sector, sino además, por ubicarse dentro de los cinco mejores de la velocidad punta en competencia por encima de los 265 km/h.

El integrante del equipo Status GP mantuvo la presión ejercida por Luis Sa Silva, y aunque por ocasiones perdía el control del monoplaza, mantuvo las manos firmes para evitar perder el vehículo, situación que sucedió con su contrincante y que terminó en el muro.

"Observé por detrás de mí el accidente. Me llenaba los espejos, pero veía como perdía el coche en algunas zonas. Mi misión era mantenerme tranquilo y no perder el enfoque".