Costas, con bronca por caerse la llegada de Palacios

Ante este panorama, Costas espera que la directiva logre traerle a otro delantero para ocupar la quinta plaza de foráneos

Gustavo Costas, director técnico de Atlas
Gustavo Costas, director técnico de Atlas (Mexsport)

Guadalajara

Se le borró la sonrisa. El técnico de Atlas, Gustavo Costas, no ocultó su malestar al caerse la negociación del delantero argentino Sebastián Palacios, quien se negó a ser traspasado a los Zorros para mantenerse en Boca Juniors. 

La directiva atlista oficializó la llegada del delantero el miércoles por la noche, pero este jueves, el jugador se reunió con la dirigencia y cuerpo técnico de Boca Juniors para dar marcha atrás al preacuerdo que existía con los rojinegros. 

El estratega argentino reconoció que la decisión del Tucu Palacios le afecta y cambias los planes, pues era un hombre que visualizaba en su plantilla. 

“Me da bronca porque teníamos todo, es un chico que me gusta mucho, es rápido, potente, tiene gol, pero ahora vamos a ver si se pueden encausar de nuevo las negociaciones, de lo contrario nos reunimos para ver alguna alternativa, tenemos poco tiempo. Yo no sé si sea el jugador (el que echó abajo la negociación), sé que él quería venir, me parece (que no viene) por el mal resultado de ayer de Boca, perdió tres partidos pero en Argentina los torneos de verano son muy exigentes, hasta despiden técnicos en estos torneos y me parece que fue el mal resultado”, manifestó. 

Ante este panorama, Costas espera que la directiva logre traerle a otro delantero para ocupar la quinta plaza de foráneos, ya que el próximo domingo 31 de enero es el cierre de registros.  

“Estuvimos viendo dos opciones más, no las quiero decir porque a veces se caen. Tenemos dos opciones, ojalá se puedan concretar”. 

Sin poner excusas, el técnico de los Zorros aseguró que su escuadra se encuentra en desventaja en relación al resto de los equipos de la Liga MX. 

“Todos los equipos están armados, tienen una base, nosotros nos estamos armando todavía, trajimos un portero que recién el sábado va a jugar, vino Rafa que sólo nos ha jugado un partido, estamos buscando al último extranjero, y el otro día viendo a Pumas tiene cuatro extranjeros en el banco, todos los equipos están armados y no es excusa, pero le tengo fe al equipo”.