Boy recordó su fallida llegada a UdeG hace 20 años

El Jefe dirigió un par de entrenamientos con la escuadra universitaria. 


Tomás Boy
Tomás Boy, actual técnico de Atlas.

Guadalajara

Meses antes de la desaparición de Leones Negros, Tomás Boy fue llamado para salvar a la franquicia del descenso. El Jefe, en aquél lejano 1994 aceptó el reto; dirigió un par de entrenamientos y al final le dieron las gracias sin poder debutar en el banquillo universitario.

A 20 años de aquél episodio, el técnico de Atlas recuerda esto como una anécdota más.

“Me llamaron a salvar el equipo (UdeG) del descenso en dos partidos, llegué, me puse a entrenar y que siempre no, trabajé toda la táctica, creo que se había ido el Médico Ríos, hubo una confusión, ya no me gustó la cosa y me fui al día siguiente, no sé quien dirigió, puso la alineación que yo puse y el equipo se salvó del descenso, después el equipo lo tomó la Federación y lo desapareció, el Querétaro descendió cuando dos años antes lo había salvado”.

Boy Espinoza mostró respeto a su homólogo, Alfonso Sosa, quien conoce perfectamente y le desea lo mejor en su nueva etapa como estratega de Primera División.

"Poncho (Sosa) es un peleador fantástico, lo tuve como jugador, es un tipo que está tratando de hacer una nueva carrera en Primera División, espero lo mejor para él”.

Sobre el duelo ante melenudos de este sábado, el Jefe sabe las complicaciones que tendrán este sábado.

“Está buscando sus mejores actuaciones, es normal que un equipo que reúne tantos jugadores nuevos para competir no es sencillo, cuesta trabajo. El partido lo veo muy difícil porque ellos están necesitados de puntos, cuenta con una buena plantilla y seguramente este partido buscarán los puntos que necesiten, pero nuestro equipo debe seguir por la misma vía, no podemos abandonar esta nueva puerta”.