Atlas no gana ni en patio ajeno

Los rojinegros desperdiciaron la gran oportunidad de prácticamente asegurar la permanencia en Primera División.


Atlas vs Puebla
Atlas vs Puebla (Mexsport)

Guadalajara

Ni en el Tres de Marzo ganan. Atlas sigue sin conocer la victoria en condición como local. Esta noche, en el nido zapopano, brindaron uno de los peores partidos del semestre al igualar sin goles ante Puebla. 

Los rojinegros, que en esta ocasión jugaron de verdes, desperdiciaron la gran oportunidad de prácticamente asegurar la permanencia en Primera División. El quinto empate de Atlas como local aún mantiene con esperanzas al Atlante, cuadro que está a siete unidades de los Zorros en la tabla de cocientes.

Atlas encontró un panorama ideal en los primeros minutos. No sólo tenían un escenario totalmente a su favor, sino que enfrente tenía un rival que denotaba nerviosismo en la zona baja.

Fácilmente los Zorros tomaron la esférica y pisaban terreno poblano. Los dirigidos por Tomás Boy comenzaron a crear peligro. El primer aviso fue un testarazo de Martín Barragán por encima previa servicio de Leite desde la derecha.

Los visitantes no modificaban a pesar del dominio de su rival. Al contrario. Era evidente que Puebla se veía bastante cómodo con  0-0. Mientras su equipo comenzaba a desdibujarse, el paraguayo José Ortigoza intentó algo distinto con un zurdazo de media vuelta que puso en predicamentos a Villalpando.

Obligado por la lesión de Michael Orozco, Rubén Omar Romano se vio obligado a modificar su oncena. El reajuste le vino bien a su escuadra. Puebla se paró mejor al mismo tiempo que los atlistas perdían la brújula y ambición.

Atlas se perdía en el terreno de juego. Ni Rodrigo Millar ni Poncho González gestaban futbol; Leite y Barragán estaban perdidos al frente y Ortigoza fue naufragando en el eje del ataque.

Para el complemento Puebla intentó hacer daño al modificar su centro delantero con el ingreso de Maicon Dos Santos.  Pero la historia del encuentro fue transcurriendo por el mismo sendero.  Atlas  no veía las luces y la franja buscaba hacer daño en una contra.

Tomás Boy prescindió de su mejores hombres como Leite y Ortigoza y dio paso a Flavio Santos y Matías Vuoso. El Jefe intentó un revulsivo con la dinámica y potencia de ambos. La Fiel se le rindió al Toro con un impresionante  “Olé, olé, olé, olé, Vuoso, Vuoso”.

Pero ni Flavio Santos ni Matías Vuoso cambiaban la pobreza futbolística de su escuadra. El ambiente que se vivía en las tribunas superaba por mucho lo que los 22 futbolistas brindaban en la cancha.

Vuoso mostraba ganas pero sólo eso. Santos quien entró pegado al corredor derecho no desbordaba y no era capaz de dar un buen pase. Tan mal jugó el de Ocotlán que Boy lo retiró de la cancha  en el complemento.

Fue hasta el minuto 80 cuando Atlas disparó al arco en la segunda parte. El zurdazo de Vuoso fue a las manos de Villalpando.  Y ya no hubo más.