Mauricio Ortega escondió con un familiar jersey de Brady

La Agencia de Investigación Criminal cateó el domicilio del ex director de La Prensa el 12 de marzo pasado durante la madrugada, y su esposa salió a buscar la indumentaria del quarterback para entregarlo a las autoridades.

Ortega entra al vestidor con una botella de agua
Ortega entra al vestidor con una botella de agua (Fox Sports)

Ciudad de México

El partido de la NFL en el Estadio Azteca entre los Raiders de Oakland y los Texans de Houston marcó el regreso de la liga a nuestro país después de más de una década, pero también sirvió para que sus representantes se acercaran con la Policía Federal y el Estado Mayor Presidencial, pues ambas instituciones fueron las encargadas de la seguridad del staff y equipos.

TE RECOMENDAMOS: Por devolver jersey, ex director de La Prensa no irá a la cárcel. 

La visita de noviembre en 2016 generó confianza en que las autoridades mexicanas cooperarían en el caso del jersey de Tom Brady, pues las investigaciones apuntaban a que se encontraba en posesión de Mauricio Ortega Camberos, quien abusó de la credencial que le fue otorgada a La Prensa –medio en el que fungía como director-, para ingresar a áreas no autorizadas, tomarse fotos y hurtar prendas de los vestidores del Super Bowl durante más de una docena de ediciones.

Los representantes de la NFL comenzaron la recuperación del uniforme del quarterback con una visita a las oficinas de la Comisión Nacional de Seguridad en la avenida Constituyentes de la Ciudad de México. Así comenzaron a colaborar con la Policía Federal; el trabajo de inteligencia y de campo derivó en ubicar al presunto responsable e intervenir sus redes sociales para detectar que Ortega Camberos pretendía vender dicha prenda.

Ahí intervino la Agencia de Investigación Criminal de la PGR, que tuvo la certeza total y emitió la orden para poder catear la vivienda en el Condado de Sayavedra, Atizapán de Zaragoza, donde pasaría la noche el directivo del medio de comunicación propiedad de Organización Editorial Mexicana.

TE RECOMENDAMOS: Jersey de Tom Brady desapareció ¡en 7 minutos!

A las 3:30 de la madrugada del 12 de marzo, el cateo se hizo efectivo en la vivienda de dos plantas. Al llamado respondió la esposa del inculpado, quien negó que se encontrara en casa el periodista; sin embargo, fue cuestión de minutos para que el directivo se presentara en ropa de cama, despeinado y titubeante. Aseguró no tener en su posesión el jersey y accedió al cateo en todo el domicilio, donde tenía un cuarto destinado a la memorabilia y souvenirs de la NFL, pero no estaba el jersey del número 12 con el distintivo del Super Bowl LI.

TE RECOMENDAMOS: Mauricio Ortega entregó los jerseys voluntariamente.

Los agentes insistieron en que cooperara y, casi dos horas después, accedió a entregarlo. Su esposa abordó una camioneta y fue a recogerlo a casa de un familiar, al que se le había encargado al saber que el propio Brady había denunciado el robo en público.

Martín Mauricio Ortega terminó entregando una bolsa de plástico que contenía la camiseta y otros objetos, como el jersey con el que el mismo Brady ganó el Super Bowl XLIX en febrero de 2015 y el casco con el que Von Miller se volvió Jugador Más Valioso del Super Bowl L (febrero 2016).

Aceptó su responsabilidad y los objetos fueron validados por miembros de la NFL, que decidió no fincar acusación legal en contra del ladrón, pues quedaron satisfechos con la cooperación de las organizaciones mexicanas para recuperarlos.

La figura del acuerdo reparatorio permitió a Ortega librar la detención, pero se vio obligado a presentar la renuncia al medio de comunicación que dirigía dos días después del cateo.