Cuando las leyendas lloran

Siete jugadores que acumularon 55 elecciones al Pro Bowl serán exaltadas al Salón de la Fama, en una ceremonia donde rodarán muchas lágrimas

Michael Strahan
Michael Strahan (AP)

Canton, Ohio

Michael Strahan está complacido de saber que será el último en ser presentado durante la ceremonia de inducción al Salón de la Fama. Eso signii ca que el ex cazamariscales de los Gigantes de Nueva York no va a ser el primero en llorar luego de que los siete miembros de la Clase 2014 sean exaltados.

"No seré el primero que se quiebre", reconoció Strahan el viernes. "Pero será interesante. Les acabo de decir a los chicos, 'está bien si van a llorar, esta es la oportunidad de hacerlo sin que nadie te pueda decir nada".

Si este es el caso, Andre Reed tal vez no lo haga difícil. El receptor de los Bills de Búfalo tuvo problemas en retener sus emociones antes de reencontrarse con su compañero de equipo, el quarterback Jim Kelly, quien está peleando contra el cáncer.

"Por poco y me quiebro y lloro", reconoció Reed. "Tres meses atrás no sabíamos si Kelly estaría en Canton. Mi corazón latió un poco más rápido cuando lo vi", agregó.

Habrá muchas emociones debido a las historias de varios de los exaltados. Es un grupo que incluye dos elegidos en su primera aparición en la boleta, el linebacker de Tampa Bay, Derrick Brooks, y el tacle ofensivo de Seattle, Walter Jones. También estará el defensivo de Arizona y San Luis, Aeneas Williams, y Ray Guy, de Oakland, quien será el primer pateador de tiempo completo en entrar al Salón de la Fama.

''Es más grande que yo'', dijo Guy, quien será exaltado 28 años después de su retiro. ''Todos formamos parte, ahora yo los represento", abundó sabiendo que ocupa un lugar especial dentro de su clase.

Y no hay que olvidar al liniero defensivo de Atlanta y Filadeli a, Claude Humphrey, quien esperó 33 años para escuchar que mencionaran su nombre desde su retiro. "Es un gran momento", dijo Humphrey, de 70 años de edad, quien en activo sumó seis selecciones de Pro Bowl durante 13 años de carrera. "'Llega en un momento en mi vida en el que estaban pasando muchas cosas. Rejuveneció un poco la carrera por la que trabajé tan fuerte'', finalizó.

Humphrey traerá la historia y Strahan la emoción, luego de que se convirtiera en un presentador de talk-show.

Hay un montón de estadísticas alucinantes entre una clase que tiene un total combinado de 55 selecciones al Pro Bowl.

"Esto es el Salón de la Fama. No es cuestión de lo que un jugador ha hecho. Simple y sencillo tienes que ser humilde", dijo Strahan.