Deportistas que terminaron en rehabilitación debido a las adicciones

Josh Gordon es el último caso de un atleta de alto rendimiento que pasará días en una clínica para rehabilitarse por abuso de sustancias

Diego Maradona, Josh Gordon y Michael Phelps
Diego Maradona, Josh Gordon y Michael Phelps (@MichaelPhelps/ @JOSHGORDONXII/ Mexsport)

Ciudad de México

El receptor de los Cafés de Cleveland Josh Gordon, decidió ingresar a un centro contra las adicciones poniendo en duda su carrera en la NFL, pues aunque su equipo le ha expresado su apoyo, no han dejado claro cual es el estatus del jugador en el roster.

Gordón tomó esta resolución luego de ser suspendido por los primeros cuatro partidos de la liga.

Dios y otros pecadores

El astro del futbol argentino Diego Armando Maradona entró en contacto con la cocaína durante su estancia en Barcelona. pero fue en Italia cuando recibió un fuerte castigo de 15 meses por dar positivo un control antidopaje.

El resto de su carrera fue una batalla contra su adicción y en el 2000, Fidel Castro lo invitó a La Habana, Cuba para rehabilitarse, superando así su dependencia y comenzando su carrera como entrenador.

El delantero brasileño Walter Casagrande fue detenido en 1983 por posesión de cocaína y aunque fue absuelto en juicio, en el 2007 fue ingresado a un lugar de desintoxicación por su adicción a la cocaína y a la heroína.

Desde entonces, se ha mantenido sobrio y ejerce como comentarista de futbol en su país.

En 1994 durante una rueda de prensa, el ex capitán de la selección de Inglaterra Paul Merson hizo publica su dependencia a la cocaína.

La Football Asociation lo ingresó a un programa de desintoxicación con una duración de tres meses, por lo que regresó a las canchas, disputó un mundial y se volvió comentarista.

René Higuita, el hombre que se hiciera famoso por la jugada del "Escorpión" y además por su amistad con el narcotraficante Pablo Escobar, dio positivo por cocaína en el 2004 cuando se debía al Aucas de Ecuador, por lo que buscó rehabilitación para posteriormente continuar con su carrera futbolística, pero ahora como entrenador de porteros.

En otros deportes

Spencer Haywood, basquetbolista de la NBA comenzó su abuso de sustancias en los años setenta. Cuentan que durante los entrenamientos con Los Lakers de os Ángeles Spencer llegaba a quedarse dormido por lo que fue despedido.

Luego de rehabilitarse, Haywood viaja por todo Estados Unidos dando pláticas acerca de los problemas con las drogas, siempre basadas en su experiencia.

Previo a Río 2016, Michael Phelps tuvo que lidiar su más dura carrera y fue contra las drogas y el alcohol. 

En 2014 reconoció su problema pues fue detenido conduciendo a exceso de velocidad y bajo los efectos del alcohol por lo que se internó en un programa de seis semanas, cumplió los seis meses de suspensión que le dio la Federación Estadounidense y volvió a prepararse para competir en los más recientes Juegos Olímpicos.