¿Quién dijo frío? Playoffs, bajo cero en la NFL

Los cuatro Juegos Divisionales se van a realizar en estadios abiertos y el clima amenaza con ser factor, sobretodo en Green Bay y Foxborough


Tom Brady y Joe Flacco en uno de los encuentros entre Patriots y Ravens
Tom Brady y Joe Flacco en uno de los encuentros entre Patriots y Ravens (AP)

CIUDAD DE MÉXICO

Playoff­s de la NFL sin frío no son playo­ffs y los jugadores se han convertido para enfrentarlo. Utilizando una máscara térmica que le cubría todo menos la nariz y los ojos, a Tom Brady le preguntaron cuál era su rutina para vestirse para jugar en climas con extremo frío y la respuesta aclaró todo.

“Sé exactamente qué vestir. Sé cuántas capas de ropa debo de ponerme de acuerdo a la temperatura. Soy una pinche máquina, soy una pinche máquina”.

Y parece que todos los jugadores deben de transformarse en una máquina para lidiar con el clima que se presentará en sus emparrillados. Green Bay y Dallas iniciarán el juego del domingo en el Lambeau Field cobijados por una temperatura de -8 grados centígrados, mientras que en Nueva Inglaterra los Patriotas y los Cuervos deberán de soportar al inicio unos -5 grados. Conforme avance el juego, en ambos lados la temperatura bajará.

 

“Lo que hacemos es insistirle a nuestros jugadores que den su máximo esfuerzo sin importar cuáles sean las circunstancias. Que solo salgan y jueguen. Esa es la mentalidad que tenemos como equipo”, comentó el entrenador en jefe de los Vaqueros, Jason Garrett, respecto al gélido clima que se dará en Green Bay.

Pero aun las máquinas se tienen que preparar físicamente. Mientras los Patriotas entrenaron en su estadio, al aire libre, los Cuervos de Baltimore lo hicieron en su campo de prácticas techado, aunque decidieron abrir las puertas para dejar que el aire bajara la temperatura para simular lo que encontrarán el sábado.

“Tiene que ser realmente muy, muy frío para que afecte de alguna forma a los jugadores”, dijo el ala cerrado, Owen Daniels. “El balón va a estar un poco más duro y resbaloso, en esos puntos sí habrá puntos a los cuales ajustarse para el encuentro”.

Con cuatro mariscales de campo con experiencia en este tipo de circunstancias, sus números dejan ver algo de lo que pasará el fin de semana, y como ejemplo está Tom Brady, quien tiene foja de 34-5 en postemporada jugando con temperaturas por debajo de los cinco grados centígrados, mientras que Joe Flacco presume un 10-5 en la misma situación.

Mientras en Green Bay va a quedar claro porqué se le conoce como La Tundra al Lambeau Field en la que ya es definido como el Ice Bowl II, luego de que Empacadores y Vaqueros protagonizaron el juego donde hizo más frío en la historia de la NFL, realizado el 31 de diciembre de 1967, donde iniciaron con una temperatura de -25 grados centrígrados