El ejercito de la televisión

Hasta el mínimo detalle de lo que hagan Patriotas y Seattle será visto por millones; la transmisión estará a cargo de la cadena NBC


Super Bowl XLIX
Super Bowl XLIX (AP )

Phoenix, Arizona

Cada detalle del Super Bowl XLIX tiene que ser captado, porque en 252 países se estará observando por televisión el duelo para conocer al campeón de la NFL, y para que los mil millones de espectadores que se estima sigan el juego por esa vía en el mundo tenga todo al alcance de la vista, se tiene que preparar un ejército.

NBC será la encargada de generar la transmisión del duelo entre Nueva Inglaterra y Seattle, y el despliegue necesario para cumplir con las expectativas es el reto más que enfrenta esta cadena.

"Hemos trabajado en armar la producción para este juego desde agosto pasado, venimos al estadio (de la Universidad de Phoenix) cuatro veces durante la temporada para avanzar en la planeación y tener los detalles cubiertos", explicó Sam Flood, productor ejecutivo de NBC Sports.

"El reto es muy grande para nosotros, porque ahora el aficionado pide y necesita más, la transmisión tiene que ser lo más cercana posible a estar ahí y tenemos que darle una experiencia única", agregó.

Para la transmisión se tienen colocadas 46 cámaras en el estadio que apuntan tanto al campo como a las bancas, tribunas y palcos, además de contar con una en un helicóptero y en una avioneta que tomarán las imágenes aéreas externas.

"Una de las cosas que tenemos claras es que con las redes sociales nuestra oferta tiene que ser más atractiva y no podemos quedarnos cortos", continuó Flood.

Para darle un elemento extra a su transmisión, el equipo de NBC tiene asignada cinco cámaras 4K, con la calidad ultra-high-definition, que permite que la imagen enviada al mundo sea lo más perfecta posible.

El equipo de NBC que trabajará antes, durante y después del Super Bowl está formado por 500 personas y por medio de las 12 unidades móviles que estarán alrededor del estadio, se mandará la señal.