Ryan quiere regalarle título del Sur de la NFC a su coach

El quarterback de los Halcones de Atlanta quiere darle el triunfo a Mike Smith para ganar el título divisional y que éste se quede con la franquicia

Matt Ryan, quarterback de los Atlanta Falcons
Matt Ryan, quarterback de los Atlanta Falcons (AP)

ATLANTA, Estados Unidos

 El quarterback Matt Ryan espera pasar unos cuantos años más bajo las órdenes de Mike Smith, el entrenador de los Falcons de Atlanta.

¿Por qué no?, se pregunta Ryan.

Si vence el domingo a Carolina (6-8-1), Smith habrá logrado que Atlanta (6-9) conquiste tres títulos de la División Sur de la Conferencia Nacional y aparezca cinco veces en los playoffs desde que Ryan fue seleccionado en el tercer lugar del "draft" de 2008.

"Smitty ha sido increíble", dijo Ryan el miércoles a The Associated Press. "Creo que ha hecho un gran trabajo aquí. Está todos los días, es congruente con los jugadores. Siempre sabes qué piensa él de ti, lo que es una cualidad de cualquier entrenador. En este vestuario, los jugadores sienten muchísimo respeto por él".

Ryan reconoce que hay decepción por lo ocurrido en los últimos dos años. Un par de campañas atrás, los Falcons se quedaron a 10 yardas de llegar al Super Bowl. Atlanta tiene una foja de 10-21 desde entonces, pero Ryan destaca que el equipo puede conquistar la división y ser local en un partido de playoffs la próxima semana.

El dueño Arthur Black no ha revelado si Smith volverá la próxima temporada. Pero una victoria sin duda le vendría bien a las posibilidades de continuidad del entrenador.

Ryan señala que él y sus compañeros tienen la responsabilidad de lograr que Smith siga con los Falcons. Sin embargo, el entrenador ha aceptado que necesita mejorar para que el equipo tenga éxito.

Hay evidentemente un respeto mutuo, pero la relación tiene también motivaciones personales.

Smith dijo a la AP que ha adquirido un gran aprecio por Ryan al paso de los años, y quiere que esa relación continúe en Atlanta.

"Matt Ryan ha sido el rostro de nuestra franquicia desde el primer encuentro que jugó", destacó Smith. "Significa todo para mí, no sólo como jugador, sino como alguien que puede ser mentor de los otros jugadores. Su forma de jugar habla por sí misma. Su capacidad para sobreponerse a las adversidades y su fortaleza mental y física son de lo mejor que yo haya visto".

El futuro de la relación seguirá incierto al menos hasta el domingo. Si los Falcons pierden, Smith podría estar desempleado el lunes, a juzgar por los antecedentes de Blank, quien no tuvo miramientos con Dan Reeves ni con Jim Mora.