Percy Harvin y su regreso soñado

Harvin fue la contratación estelar de Seattle para la temporada 2013 pero gran parte de la campaña se la pasó en la enfermería


NUEVA YORK, Estados Unidos

Fue una temporada que comenzó como una pesadilla pero que puede terminar como un sueño. Con una inexistente participación en dos juegos en la temporada y los playoffs, el receptor Percy Harvin se ha puesto al mismo ritmo de sus compañeros de los Halcones Marinos para saltar al campo en el Super Bowl y así poder borrar toda la triste experiencia que las lesiones le han dejado.

Harvin fue la contratación estelar de Seattle para la temporada 2013, y prometía convertirse en un arma mortal para las defensivas secundarias rivales tras cuatro años con Minnesota, pero una lesión en la cadera que lo obligó a operarse en agosto, le permitió volver hasta la semana 11 frente a Minnesota, donde se resintió para volver a quedar fuera. Con la siembra #1 de los Halcones Marinos, el egresado de la Universidad de Florida se volvió a equipar para el encuentro de la Ronda Divisional frente a Nueva Orleans, donde un golpe lo conmocionó y lo volvió a dejar fuera de acción.

Pero el tiempo pasó y tras aprobar los protocolos médicos, recibió el visto bueno de los médicos para entrenar desde la semana anterior a la par de sus compañeros, estando confirmado para jugar.

“Solo traté de enfocarme en las cosas que están en mis manos, en las que puedo controlar”, detalló el receptor. “Definitivamente el estar autorizado para jugar en el Super Bowl es una forma de quitarse la frustración que he vivido por no jugar. Es un sueño para todos nosotros y estoy sumamente feliz de estar aquí”.

Según los propios reportes del equipo, Percy está completamente sano de su cadera y no tiene ningún tipo de limitación física que pueda condicionar su desempeño.

“Una cosa importante todo este tiempo es que no he estado preocupado lo que sucedió en los juegos anteriores, los encuentros que me perdí. Estoy aquí, estoy sano y listo para jugar”, completó

Tras jugar en 54 de los 64 posibles en cuatro temporadas, el estar fuera de acción tanto tiempo le dejó una huella: “Aprendí a que solo debo de preocuparme por las cosas que puedo controlar. Creo que muchas personas se dejan vencer en la vida por enfocar su energía y preocupaciones a cosas fuera de su poder. Así que pasar por este proceso, tener mis altas y mis bajas, hablar con mucha gente me abrió los ojos a muchas cosas especiales”, sentenció.

Harvin acumula 20 anotaciones, tres 319 yardas en 281 recepciones en su carrera, pero solo 17 yardas y un pase atrapado han sido con los Halcones Marinos.

Con el regreso de Harvin al roster, el mariscal de campo de Seattle, Russell Wilson, tendrá como posibles blancos a Golden Tate, Doug Baldwin, Zach Miller y Jermaine Kearse, sus receptores líderes y quienes atraparon 19 de los 27 pases de anotación que acumularon en la campaña regular.