En juego para curar el insomnio, 49´s vence 20-3 a Vikingos

Carlos Hyde anotó en un par de acarreos y protagonizó las pocas jugadas brillantes a la ofensiva durante el encuentro

49ers arrancó con triunfo la temporada 2015
49ers arrancó con triunfo la temporada 2015 (AFP)

SAN FRANCISCO, Estados Unidos

En un duelo para el olvido, 49´s de San Francisco arrancó con el pie derecho la temporada 2015 de la Liga Nacional de Futbol Americano NFL, al imponerse por contundente 20-3 a Vikingos de Minnesota.

En un juego que vio el debut del tapatío por adopción Shayne Skov, con San Francisco, la victoria fue obra del corredor Carlos Hyde, quien además de sus 168 yardas en 26 acarreos, puso 14 puntos en la pizarra con acarreos de 10 yardas en el segundo cuarto y de 17 en el último.

Dos ofensivas completamente fuera de ritmo y dos defensivas cumplidoras provocaron que los asistentes al Levi´s Stadium tuvieran que esperar hasta casi el final del segundo episodio para ver los primeros puntos del partido.

Hyde fue el encargado de romper el cero, con acarreo de 10 yardas por el lado izquierdo de la formación, para poner el 7-0 con el que se fueron al medio tiempo.

El tercer episodio no fue mejor, aunque al menos los aficionados de San Francisco podían sentirse contentos, luego que su equipo puso más puntos en el tanteador, con gol de campo de 30 yardas de Phil Dawson.

La ofensiva de Vikingos llegó al estadio hasta el inicio del cuarto episodio y eso sólo para llevar al pateador Brandon Walsh hasta la 19 de territorio rival, desde donde puso el 3-10 con patada de 37 yd.

Hyde siguió sacando la cara por los "gambusinos" al asegurarles la victoria con una escapada de 17 yardas que los puso adelante 17-3, en tanto Dawson puso la puntilla con gol de campo de 25, para dejar el 20-3 definitivo.

El pasador visitante, Terry Bridgwater tiró para completar 23 de 32, con gnancia de 231 yardas y un interceptado, mientras del lado californiano, Colin Kaepernick tuvo una noche gris al terminar con 17 completos de 26 intentos para 165 yd, sin anotación ni intercepciones.