Jaguars: es momento de mejorar

Jacksonville tiene potencial para ganar en los próximos años, pero si termina 8-8 este año sería una sorpresa 

Tony Washington
Tony Washington (AP )

CIUDAD DE MÉXICO

Han pasado siete temporadas desde la última vez que los Jaguares de Jacksonville calificaron a playoffs, tenían como coach a Jack del Río y a David Garrard como quarterback.

A partir de entonces, el equipo de Florida no ha vuelto a tener una campaña ganadora y el año pasado apenas sumó tres victorias.

Sin embargo, el 2014 dejó noticias positivas para el coach Gus Bradley y ahora espera construir desde esa base para aspirar a los playoffs en los próximos años.

Con quarterback y receptores jóvenes y algunas contrataciones en puestos clave, Jacksonville comienza a soñar con un futuro mejor, y terminar con siete u ocho victorias este año, ayudaría.

Luego de tener la peor ofensiva en puntos por partido (15.6), los Jaguares tendrán nuevo coordinador con Greg Olson, quien prefiere el sistema de la Costa Oeste que ayudará a Blake Bortles, que en su debut en la NFL fue último de la Liga en rating de quarterback con apenas 69.5, aunque tiene talento.

El pasador también recibirá la ayuda de un sistema con más acarreos. Para hacerse cargo, reclutaron en la segunda ronda del Draft a T.J. Yeldon, quien será titular, mientras Denard Robinson, líder por tierra en 2014, será su reemplazo.

El sistema de Olson contempla alinear a tres receptores en la mayoría de las jugadas, lo que ayudará al progreso de los novatos sensación de 2014: Allen Robinson, Allen Hurns y Marqise Lee, quienes sumaron 136 recepciones, mil 647 yardas y nueve anotaciones.

Para ayudar a Bortles en la zona roja, la gerencia contrató a uno de los peces gordos de la agencia libre, el ala cerrada de Denver, Julius Thomas, quien con Peyton Manning alcanzó el Pro Bowl; Marcedes Lewis puede aprovechar las dobles coberturas.

En la línea ofensiva, que permitió 71 capturas la temporada pasada, llega Jermey Parnell, procedente de Dallas, para ser el tacle derecho, y Stefen Wisniewski, de Oakland, como centro, además esperan que Luke Joeckel dé un paso al frente en el lado ciego.

A la defensiva también hay buenas noticias, el grupo de frontales fue de lo mejor que tuvo el equipo y para el sistema 4-3 arriba Jared Odrick, quien tuvo un buen 2014 con Miami.

La única mala es que Dante Fowler, tercera selección global del Draft, se lesionó en el primer entrenamiento y no podrá debut en la NFL este año. En los linebackers,

Paul Posluszny no estará al cien por ciento tras sufrir una lesión en el pecho la campaña anterior, pero se espera que vuelva a ser el líder de la unidad; en la pretemporada consiguieron a Dan Skuta, quien vivió una buena campaña con San Francisco y destaca ante la carrera.

La secundaria solo tuvo seis intercepciones en todo 2014, por eso contrataron a Davon House y Sergio Brown, quienes se espera que tengan impacto inmediato, al igual que James Sample, otra buena selección de Draft de Jacksonville, que siembra para el futuro.