'Nacho' no se olvida de la mesura

El entrenador de América apuntó que se llevan un buen resultado, pero deberán refrendar en el juego de vuelta el trabajo que hicieron en el estadio Universitario

Ignacio Ambriz, técnico del América
Ignacio Ambriz, técnico del América (Mexsport)

Monterrey

Primer round para Ignacio Ambriz, los puntos, pero sobre todo los goles le dieron la victoria a su equipo en el juego de ida de la Final de la Concachampions. América se acerca al Mundial de Clubes, porque ahora jugará la vuelta en su casa y arropado por su gente.

El entrenador de las Águilas acudió a la conferencia con un semblante sereno, sabe que en 90 minutos las circunstancias pueden cambiar, así que ahora la prioridad es recuperarse físicamente, alistar el juego contra Toluca y después ya habrá espacio para pensar en Tigres.

"Fue un partido complicado, teníamos un gran rival, tuvo la pelota, pero el equipo se comportó a la altura para contra atacar, se juntaron más en el segundo tiempo, tuvimos más circulación y ganamos. En este equipo no hay confianza, esto no se cierra, dimos un paso importante, pero les pedí tranquilidad, hay que curar las heridas, luego pensar en Toluca y luego otra vez Tigres".

Nacho le dio todo el crédito a sus jugadores, sobre todo porque se fajaron y n perdieron la concentración, defendieron con mucho sentido y estuvieron a la altura de las circunstancias. Siempre hubo una pierna que interrumpiera el avance de los felinos. "Aplaudirles, estos juegos se juegan con el corazón; son partidos diferentes, la vez pasada habíamos trabajado bien, después cometimos muchos errores ante un rival que tiene mucha pegada, pero se juegan diferentes las finales y sacamos un buen resultado, pero hasta ahí, faltan 90 minutos".

Apuntó que para la vuelta "tenemos que pensar que vamos 0-0, la única ventaja es cerrar en casa, pero los partidos hay que jugarlos, Tigres está más vivo que nunca", advirtió Nacho. El próximo miércoles en el Azteca, América y Ambriz pueden cumplir un doble objetivo: volver a Japón y el entrenador entregar el título que prometió en enero.