Hasta que le funcionó a Mohamed

En varios partidos, Antonio Mohamed había modificado el parado de su equipo sin éxito, pero ante Santos fue clave para la remontada del América 

'Turco' Mohamed durante el duelo frente a Santos
'Turco' Mohamed durante el duelo frente a Santos (Mexsport)

Ciudad de México

Mohamed lo intentó en varias ocasiones, pero sin buenos resultados hasta el juego del miércoles contra Santos. En cinco juegos de la fase regular. El turco modificó la línea de cinco defensas con la que suele jugar con América a una línea de cuatro, pasando del 5-3-2 al 4-4-2; sin embargo, las victorias nunca llegaron en esos intentos, hasta el comienzo de esta Liguillas, donde las Águilas le dieron la vuelta a los de La Comarca para imponerse 5-3.

El miércoles, América tuvo varias facetas: en los primeros minutos dominó y anotó su primer gol, después salieron a relucir sus carencias defensivas y el juego se le fue de las manos (1-3), pero en los últimos 10 minutos tuvo una bravía reacción en la que marcó tres tantos, con lo que terminó ganando el partido.

América comenzó el juego ante Santos con su alineación habitual y el sistema que se implantó desde la etapa de Miguel Herrera: Moisés en la portería; la línea de tres zagueros conformada por Aquivaldo Mosquera, Pablo Aguilar y el Maza Rodríguez, como carrileros Layún y Paul Aguilar; un único contención en la persona del Negrito Medina, y de volante estuvieron Sambueza y Osvaldo Martínez; al ataque corrió a cargo de Luis Gabriel Rey y Raúl Jiménez.

Así se mantuvieron las Águilas hasta que Santos tomó una ventaja de 1-3. El primer movimiento de Mohamed fue Luis Mendoza por Miguel Layún, quien no había pesado tanto en el juego. El Quick se ubicó como volante por derecha, mandando del otro lado a Osvaldo Martínez y obligando a Sambueza a hacer más la función de carrilero de Layún.

El América se acercó a 2-3 y fue entonces que Mohamed apostó todo con sus dos movimientos siguientes: Andrés Andrade por Osvaldito y, sobre todo, el de Adrián Aldrete por Pablo Aguilar, así se marcó claramente las dos líneas de cuatro del conjunto de Coapa. Además, como volantes quedaron Rubens Sambueza y Mendoza, quienes se intercambiaban de lados y fueron fundamentales en la voltereta azulcrema. El Quick le dio dos pases de gol a Raúl Jiménez y Sambueza marcó el quinto y de­finitivo tanto americanista.

Sin embargo, pese al éxito obtenido, Juan Carlos Medina llama a mantener prudencia en la vuelta y no cometer los mismos errores del miércoles.

"Tenemos que hacer otro partido, hay que ser autocríticos en qué hay que mejorar para que en casa de ellos no debemos ventajas; Santos es un equipo que no nos volverá a dar ventajas".

Santos le abrió la puerta 

Ante Morelia, Pumas, Cruz Azul, Veracruz y Querétaro, Mohamed intentó revolucionar a su equipo, pero sin éxito alguno, es más, perdió los tres primeros juegos y empató los últimos dos. Sus modi­ficaciones demostraban la falta de entendimiento de sus líneas y en todos estos juegos las Águilas no mostraron mejoría.

Contra Santos funcionó, pero también porque Pedro Caixinha en un momento determinado del juego intentó conservar su ventaja. Cuando América se puso 2-3, el entrenador del conjunto Lagunero cambió su parado de 4-3-3 a un 5-3-2, metiendo a Sergio Ceballos por Rodrigo Salinas.

El propio Caixinha reconoció el error de ese movimiento: "Intentamos hacer una línea de cinco para que no pudieran mandar sus centros, pero curiosamente así sufrimos el 3-3, y el 4-3 es un error de primaria, de muchos errores; mientras estuvimos parados en el 4-4-2, pero después intentamos pararnos mejor y no resultó".