Veracruz, una prueba de fuego para América

Las Águilas se juegan el pase a cuartos de final de la Copa Mx contra Veracruz; el club de Coapa está obligado a ganar y a mostrar una evolución futbolística  


Club América
Club América (Imago7)

CIUDAD DE MÉXICO

Desde el primer día, América avisó que se tomaría con seriedad la Copa, que pese a que se le pueda ver como un torneo menor, es un título que el club está obligado a ganar, porque su escudo así lo demanda, porque el entorno iba a cuestionar cualquier tropiezo.

Así que el conjunto de Coapa no especuló, fue el torneo en el que mejores resultados obtuvo Ignacio Ambriz (cuatro victorias en la fase de grupos) y se puso a la cabeza de todos los participantes, lo que le garantiza disputar las fases definitorias, incluso la misma Final como local en el Azteca, en caso de acceder a tal instancia.

América tiene otro encuentro en casa después de la victoria del fin de semana ante Pumas, un triunfo que volvió a encender el ánimo de los americanistas, por más que su actuación del sábado haya sido muy baja en lo ofensivo y destacada en lo defensivo. Pero es lo que tienen los clásicos, que ganarlos te eleva el estado de ánimo y te permite un entorno sereno para acentuar conceptos, aunque se espera que juego a juego se note más la mano del nuevo entrenador y que América pase a la ofensiva.

El partido de esta noche es la primera ruleta de Ricardo La Volpe, partido a matar o morir, una jornada en la que las especulaciones están prohibidas, un encuentro que demanda tener los nervios a tope, porque cualquier descuido te puede meter en apuros. Además, con más sesiones de entrenamiento, existe la percepción de que las Águilas ya muestren cierta evolución de la idea futbolística que pretende ejecutar el estratega argentino.

Seguirá con el tono serio el cuadro azulcrema, todo indica que La Volpe mandará un once de garantías para hacer frente a Veracruz, un rival que no llega en buen estado futbolístico y que también tendrá la presencia de un nuevo técnico en el banquillo. Juan Antonio Luna se encargará de la dirección técnica de Veracruz tras la salida de Pablo Marini, así que por ese lado las circunstancias de uno y otro están parejas.

Es la hora para que la plantilla americanista se vaya soltando, el juego de hoy tiene un grado de tensión, pero es menor a la del sábado pasado, por la misma atmósfera, pero también porque el equipo visitante no llega con las sensaciones que lo hizo Pumas ni con esa carga emotiva, pero no por ello habrá relajación, porque el deseo es seguir adelante en esta competición.

En la plantilla americanista tienen claro que esta noche deben salir con el pase a cuartos de final, para seguir aspirando a conseguir los tres títulos. Osvaldo Martínez, mediocampista de las Águilas, reconoció que volvió un poco la calma tras la victoria sobre Universidad, pero que la presión no cede un ápice en esta institución. "En este equipo siempre va a haber presión, porque cada semestre te obligan a conseguir el título. Lo que queremos es salir a la cancha, hacer bien nuestro trabajo y que la gente disfrute de cómo juega el América".

El paraguayo es uno de los jugadores puntuales en el proyecto de Ricardo La Volpe, porque conoce al argentino de sobra y porque los mediocampistas suelen tener un peso específico en la ideología del estratega.

"Es un técnico que te da una seguridad y una confianza desde el banco, es un técnico con mucha trayectoria que sabe bastante y poco a poco nos está metiendo la idea de cómo quiere que juegue su equipo", dijo Osvaldo sobre Ricardo Antonio.

El centrocampista de las Águilas también habló del partido de esta noche, desechó que pese a que Veracruz no llegue en buen momento, el cuadro azulcrema debe salir a resolver la serie. "Hay que cambiar el chip, sabemos que es un partido importante contra un gran rival, pero debemos tratar de aprovechar la localía. No es un rival a modo, ninguno lo es, va a venir a jugar a muerte, porque quiere conseguir el objetivo como nosotros"