Los comodines de La Volpe

En la adversidad, el entrenador del América ha encontrado jugadores en la banca que le han permitido mantener las pulsaciones en la Liga y continuar escalando posiciones en la tabla

La Volpe ha tenido que recurrir a los jugadores suplentes
La Volpe ha tenido que recurrir a los jugadores suplentes (Imago7)

Ciudad de México

Las lesiones se han convertido en un mal endémico del América, la enfermería azulcrema registra ingresos constantes por parte de su plantilla, una situación que ha condicionado al equipo y que ha llevado a Ricardo La Volpe a buscar soluciones en la segunda línea.

América está en zona de Liguilla, batalló mucho para instalarse en el pelotón que da pase a la fiesta grande, se ha colocado ahí a pesar de la adversidad, porque lleva semanas sin contar con el plantel completo y en los últimos compromisos las circunstancias se han complicado un poco más.

En los últimos dos partidos, ante Pumas y Monterrey, se tuvieron que buscar alternativas para mantener el tono de competitividad que el torneo demanda. Las bajas por lesión de Paolo Goltz, Renato Ibarra, Darwin Quintero, Miguel Samudio, Cecilio Domínguez, Paul Aguilar (lesionado desde el torneo anterior) y la sanción a Pablo Aguilar han mermado al equipo, pero el plantel ha tirado de carácter para salir adelante e instalarse en el séptimo puesto de la clasificación, a la espera de que pronto se reintegren algunos de sus compañeros.

América resiste y con lo que tiene ha sumado seis puntos capitales frente a equipos que llegaban en mejor estado de forma, pero las Águilas dieron la talla. El sábado, al final del partido contra Rayados que los azulcremas ganaron 1-0, Ricardo La Volpe repartió crédito a su plantilla.

"Quiero felicitar a los muchachos, a todos, pero más que nada a los que no venían con una continuidad de juego y vienen cumpliendo ante las ausencias que hemos tenido, hay que aplaudir que el grupo está unido. Hemos tenido que buscar los jugadores más idóneos, tratando de tener un equipo estratégicamente competitivo contra grandes rivales y los jugadores se vienen matando, dejando todo en cada partido, el cien por cien del esfuerzo", comentó el timonel de las Águilas.

Esos jugadores a los que se refiere La Volpe son Bruno Valdez, Daniel Guerrero, Osmar Mares, Erik Pimentel, Diego Lainez, y Javier Güémez.

LA CONQUISTA DE CU

Si bien Valdez y Guerrero se han afianzado como titulares, fue en el juego contra Pumas en el que La Volpe echó mano de ellos para recomponer la defensa que se presentaba sin Goltz ni Aguilar. En CU, el Bigotón también tiró de Osmar Mares para terminar de componer la línea de tres centrales que maneja de fijo.

Sin embargo, ese mismo día hubo más complicaciones cuando Miguel Samudio se marchó lesionado apenas al minuto 12, entonces el entrenador recurrió a Erik Pimentel para que la zaga no perdiera la forma y recorrió a Mares a la lateral izquierda. En el medio campo situó a Lainez, quien tuvo su primer partido como titular, una carambola llevó al novel jugador al cuadro titular, porque Gerson Torres había sido el elegido desde mitad de semana, la falta de registro con el primer equipo impidieron jugar al costarricense y La Volpe recurrió a Diego como volante por derecha. Después, el Bigotón mandó al partido a Güémez, quien relevó a Lainez cuando el partido demandaba más fuerza.

América llegó mermado a CU, pero antes y en el mismo partido el entrenador reorganizó al equipo y obtuvo tres puntos que le permitieron ascender posiciones en la clasificación general, con jugadores que asimilaron la idea, que pasaron momentos de apremio, pero resistieron, se fajaron y salieron airosos.

CAMINO DE LA LIGUILLA

Vino un descanso por la Fecha FIFA, se ganaron unos días en la recuperación de los lesionados, pero no hubo ningún alta médica. Llegó el juego contra Monterrey, mismas bajas, pero La Volpe tiró de librito. La defensa que obtuvo el triunfo en CU repitió ante Rayados: Álvarez, Guerrero, Valdez, Pimentel y Mares, para frenar a una ofensiva que se presentaba como el tercer mejor ataque del torneo. Portería en blanco, porque la zaga repelió todo el juego aéreo y Marchesín tuvo un par de intervenciones serias.

Pero en el juego del sábado reapareció la adversidad. Cecilio Domínguez se resintió del hombro izquierdo y salió lesionado al minuto 20, y hubo minutos para Michael Arroyo. El partido se fue cerrando, poco espectáculo, más bien los nervios a tope para evitar algún despiste. Valdez, Chepe y Pimentel no dejaron resquicio alguno a Pabón y Funes Mori.

En el segundo tiempo, La Volpe movió el banquillo. Manuel Pérez por Romero para que Oribe jugara en el eje de ataque. Mares conectó una volea que el Cepillo empujó a la red. Con la ventaja, el entrenador le dio ingreso a Güémez. Gestionó su once y cantó victoria, un resultado que lo llevó a la zona de Liguilla.

El lunes 23 de enero, al final de la Jornada 3 (aunque el equipo solo había jugado dos partidos) América amanecía en el último lugar de la clasificación general. Desde entonces vino a remolque, empezó a escalar posiciones, el fin de semana por fin alcanzó los puestos de Liguilla. En los últimos cuatro partidos suma 10 puntos, pese a que en los últimos tres empezó a perder elementos partido a partido. Está en la zona dorada por el trabajo de los jugadores y la gestión de la plantilla que ha hecho La Volpe.

Compra aquí tus boletos para la Liga MX