Agustín Marchesín, sin más cuestionamientos

El portero del América ha cambiado las críticas que tuvo en sus primeros días en Coapa y se ha convertido en uno de los factores del repunte azulcrema.

Agustín Marchesín ha logrado ganarse a la afición del América.
Agustín Marchesín ha logrado ganarse a la afición del América. (Imago7)

Ciudad de México

Jornada 3 del Clausura 2017, América pierde con Tigres 4-2 en el estadio Universitario; en dos partidos del torneo que han jugado, las Águilas han recibido seis goles. El ambiente no es el mejor, la propuesta del equipo no convence y a nivel defensivo han recibido mucho castigo. Hay un jugador señalado: Agustín Marchesín, el portero que apenas tiene unas semanas en el club es el blanco de las críticas.

En esos días, el portero argentino toma con calma los cuestionamientos, se enfoca en trabajar, es consciente que el escudo de América exige un nivel alto semana a semana. Agustín calla, sabe que el sitio para hablar y mostrar sus condiciones es el campo de juego, ahí es donde tendrá la ocasión para convencer a los aficionados que guardan cierta nostalgia por la salida de Moisés Muñoz.

El partido de la Jornada 4, contra Veracruz, es el primero que América juega como local, lo gana por 1-0, ese día Marchesín empezaría una racha que hasta hoy se mantiene activa: cero goles en los partidos que las Águilas han disputado en el estadio Azteca. Ninguno de los seis adversarios que han pisado la casa azulcrema han podido vulnerar la meta del argentino.

Es cierto, ha habido duelos en los que la suerte le ha enseñado un lado bondadoso al portero y a su corte de legionarios, para muestra el pasado sábado, cuando una chilena de Édgar Benítez se estrelló en el palo y salió fuera, luego una carambola de remates fueron contenidos por los defensores, pero también ha habido otros partidos, y ese mismo ante Gallos, en los que el arquero argentino ha tenido intervenciones capitales que han servido para que América esté a las puertas de la Liguilla.

Fuera de Tigres, no ha existido otro equipo que castigara en exceso a Marchesín, tanto que después de esa jornada, en los siguientes 12 partidos el guardameta solo ha permitido otros seis goles; cifras que lo han llevado a ubicarse entre las porteros menos goleados: Chiapas (2), Chivas (1), León (1), Pumas (2) son los únicos equipos que le han marcado.

INMEJORABLE PRESENTE

Hoy, Marchesín degusta un buen momento, la gente le reconoce y le ha adoptado de la mejor manera, él no aterrizó en Coapa con la idea de hacer olvidar a alguien, sino que desde el primer día fue muy claro, llegaba al club "a partirse la madre" para que América lograra los objetivos. Su historia empieza a tener capítulos en los que se relatan acciones determinantes.

"Uno sabe el trabajo que tiene que hacer, para eso está uno acá, lo dije cuando las cosas no salían de la mejor manera y me convertían; siempre mantuve la tranquilidad y la concentración siempre la tuve, sé que uno tiene que ser sólido para dar tranquilidad a los de arriba", dijo.

Agustín se mantiene sereno, hoy que la moneda está de su lado tampoco para el pecho, sabía que llegaría el momento en que las cosas se asentarían y el equipo empezaría a fluir. No cobra esas facturas del inicio, las deja en el olvido y continúa a lo suyo.

"Los cambios a veces para la gente son difíciles, el equipo no había arrancado bien, pero entendíamos por lo que había pasado, no tuvimos tiempo de preparación, pero a medida que fueron pasando los partidos el equipo fue agarrando ritmo; quedamos fuera de la Copa y tuvimos semanas para trabajar diferente. Fueron factores que ayudaron para que estemos en zona de Liguilla. Sabemos que aun en la victoria hay cosas por corregir, este es un equipo que quiere crecer, es un equipo que ha tenido muchas bajas y aun así tiene mucha personalidad y eso es muy importante", comentó.

IMBATIBLE EN CASA

Sobre el hecho de mantener su arco en cero en los seis partidos que el equipo ha jugado como local, apuntó que no es cosa fácil, pero valoró que la imbatibilidad en el arco es prioridad para que después el equipo pueda aprovechar alguna de las ocasiones que genera. Una fórmula que dio buenos dividendos la semana pasada, ante Necaxa y Querétaro.

"El futbol se trata de lograr una solidez defensiva para que los de arriba tengan la tranquilidad, nos gustaría ganar por más goles para no sufrir, sería lo ideal, pero se viene ganando. El equipo demuestra mucho carácter para no creerse nada y seguir trabajando, porque aun en la victoria hay cosas por corregir; es un grupo muy unido, se viene con buena racha y se trabaja con más tranquilidad. Los que vestimos esta camiseta no tenemos amistosos, nos brindamos al cien siempre, porque hay que defender esta camiseta a muerte".