Desairada llegada del América

Las Águilas arribaron a la Comarca Lagunera con aires de grandeza, dejando a sus aficionados decepcionados, quienes llevaban horas en pie esperando a su equipo en el Aeropuerto de Torreón.

Torreón, Coahuila

Tal parece que los propios aficionados americanistas de La Laguna han entendido que ir a darle la bienvenida a su equipo al aeropuerto resulta en vano, ya que las Águilas evitan a toda costa el contacto con la gente, ya sea por política del Club o por iniciativa de los jugadores y cuerpo técnico.

En esta ocasión, no fue esa concentración multitudinaria acostumbrada en la sala de espera del Aeropuerto de Torreón para darles la bienvenida, porque ni a 30 seguidores llegaban.

Casi en todas las visitas a la Comarca Lagunera, Club América evita el contacto con los aficionados, quienes pasan horas esperando su arribo, todo para que al final el autobús ingrese a una zona restringida, donde lo aborda el equipo y sale directo al hotel sin siquiera saludar a la gente.

Eso fue justo lo que sucedió ahora y ni con Oribe Peralta en sus filas, fue posible obtener alguna impresión con los jugadores, estar en el 'estrellato' los ha hecho inalcanzables para esa gente, que ya es poca, porque ya saben que sólo verán a sus ídolos de lejos y que ni con todos sus gritos al unísono les hará voltear o corresponder de alguna manera tan simple.

Así, rumbo al hotel, con la protección de los elementos de Seguridad Pública abriéndoles paso con sirena abierta, tras el arribo a las 19:00 horas.

"¡Una foto, una foto!", era lo que gritaban algunos jóvenes y niños, quienes querían darles la bienvenida y se quedaron con las ganas, cortando de tajo esa ilusión que sólo les dejó malestar y frustración, un desaire al que ya deben estar acostumbrados.

Naturalmente, la mayoría quería dar muestras de apoyo al 'Cepillo', a quien sólo pudieron ver a través de la ventana del camión que salió a toda velocidad, con una actitud que sólo es comprensible para equipos como Real Madrid o Barcelona.