El espíritu del azteca

Los americanistas creen que el apoyo de su gente los motivará para la remontada en la Final ante Tigres; en este torneo promediaron 47 por ciento de asistencia

América confía en su afición
América confía en su afición (Mexsport)

Ciudad de México

Antonio Mohamed fue directo, invitó a que la gente no vaya a ver el partido de vuelta de la Final del Apertura 2014, el Turco no quiere espectadores, quiere jugadores en la tribuna, que los aficionados que acudan se metan al juego desde el silbatazo inicial, que carguen con el equipo e intimiden a Tigres.

En Coapa quieren que el inmueble de Santa Úrsula sea una olla de presión, que los oídos de los jugadores de Tigres terminen aturdidos por los cantos americanistas. Hay calma en el Nido, la derrota en el juego de ida fue tomada con mesura por la plantilla, la cual considera que no hicieron un mal partido, pero sobre todo se ven con la capacidad para remontar, una de las razones principales para creer en ello es que el juego el estadio Azteca vibrará con 100 mil almas apoyándoles.

Osvaldo Martínez apuntó que en estas horas se ha buscado descansar, pero la mente ya está enfocada en “entrar con todo, cada vez que jugamos en casa nunca terminamos en cero, buscamos el arco rival y con nuestra gente y su apoyo vamos a aprovechar eso, vamos a jugarnos el todo sabiendo que es una Final y ganando nos quedamos con el título”.

Moisés Muñoz se manifestó en el mismo tono, “tengo muchas ilusiones y confianza en mis compañeros, vamos a jugar con 100 mil americanistas apoyándonos y eso me da más tranquilidad. En el torneo del campeonato (Clausura 2013) llegamos con una desventaja y a pesar de todo lo que pasó en los primeros minutos de ese partido pudimos dar la vuelta y salir campeones”.

El capitán Miguel Layún también ve coincidencias en lo que ocurrió hace poco más de un año cuando derrotaron a Cruz Azul en el césped del Azteca. “No sé si es coincidencia o si podamos repetir la historia, pero es exactamente igual que ese torneo, eliminamos a Pumas, luego a Monterrey, perdemos la primera mitad de la Final 1-0; espero que podamos regalarle otra noche mágica a la afi ción en el Azteca”.

Rubens Sambueza, quien reapareció en el juego de ida de la Final, también ve que jugando como local la vuelta, el equipo tendrá amplias opciones de alcanzar el título. “En el Azteca tenemos muchas posibilidades de poder ganar, de conseguir lo que todos queremos y la gente va a ser muy importante. Ojalá que no sea tan sufrido (como en el 2013), el equipo está con mucha confianza terminamos molestos porque a nadie le gusta perder una Final, pero con hay muchas ganas de revertir el partido”.

VA POR EL PRIMER LLENO

El llamado de Antonio Mohamed y compañía será cumplido por la afición americanista y se espera que el Coloso de Santa Úrsula registre su primer lleno de la temporada este domingo, algo que ni el Clásico Nacional frente a Chivas, ni los juegos contra Pumas (en la fase regular y en la vuelta de los cuartos de final) pudieron conseguir.

En esta temporada, América ha jugado 10 partidos como local, en los cuales ha metido más de 477 mil afi cionados al Azteca, es decir, un promedio de 47 mil por juego; sin embargo, la cifra se puede ver desde dos ángulos distintos: por un lado, es una de las más altas del futbol mexicano en cuanto a número de personas, pero por el tamaño del estadio queda por debajo del 50 por ciento del aforo.

América llama a su gente, no estará solo en el juego de vuelta, estará cobijado en todo momento porque los boletos se han agotado y la invasión tigre no ocurrirá. Con el espíritu del Azteca, con más de 100 mil americanistas jugando, Mohamed y su plantilla estarán buscarán doblegar a 11 Tigres y unos cientos en las tribunas. El título número 12 de las Águilas pasa por las butacas, a decir de su entrenador y jugadores.