Redes sociales, ‘el arma’ de los aficionados radicales

Algunas personas han utilizado las redes sociales para mostrar su enojo contra los atletas e, incluso, los han amenazado de muerte

Venegas, Zúñiga, Enriquez y los jugadores de Gran Canaria
Venegas, Zúñiga, Enriquez y los jugadores de Gran Canaria (Mexsport, Reuters y http://cbgrancanaria.net/)

CIUDAD DE MÉXICO

El descontento en los aficionados tras una mala actuación de alguien que ellos admiran no siempre se queda en el estadio.

En ocasiones, la impotencia llega a las redes sociales, donde, incluso, algunos deportistas han sido objeto de amenazas de muerte.

Amenazan al Chatón

El 10 de junio de 2015, el jugador de Chivas, Jorge Chatón Enríquez, denunció por medios de su cuenta de Twitter que recibió amenazas de muerte.

"Qué triste es leer cosas como: voy a matar a tu familia, te vamos a matar, vamos a violar a tu novia", es un extracto de lo que publicó el futbolista.

Chivas estuvo peleando por el descenso ese torneo y el jugador sigue el club rojiblanco.

Por un rodillazo amenazan a su hija

En el Mundial de 2014, el colombiano Camilo Zúñiga se convirtió en el villano para la selección de Brasil. En un partido de los cuartos de final, el defensor dio un rodillazo a Neymar y éste ya no pudo jugar el certamen.

"Tu papá es un mierda, un hijo de puta" o "Ojalá se mueran tú y tu hija", eran los comentarios que se podían leer en cuenta de Instagram del jugador.

Al final el Mundial lo ganó Alemania.

Denuncian amenazas en el basquetbol europeo

El 20 de marzo de 2015, la agencia EFE publicó que el Club Gran Canaria denunció las amenazas recibidas por sus jugadores en las cuentas personales de Twitter previo al partido de vuelta de la eliminatoria de cuartos de final de la Eurocopa de baloncesto que se disputó en el Karsiyaka Arena.

Al final el equipo Gran Canaria se impuso y avanzó a las semifinales.

Hinchas de Atlas van por 'su venganza'

El defensor de Chiapas, Luis Gerardo Venegas, fue blanco de varias amenazas en Twitter por parte de varios hinchas del cuadro rojinegro.

Esto debido a que Luis Gerardo intentó golpear a un aficionado cuando militaba en Atlas, en el Clásico Tapatío de cuartos de final en contra de Chivas, encuentro que se realizó el torneo pasado.

La advertencia era que "allá lo esperaban".