Lance Stroll, invasor del podio

Los pilotos de Mercedes, Ferrari y Red Bull han completado tres primeros lugares esta temporada en Fórmula Uno, pero el canadiense se coló en Azerbaiyán, para darle una alegría a Williams

Lance Stroll sube al podio en Azerbaiyán
Lance Stroll sube al podio en Azerbaiyán (Reuters )

Ciudad de México

En lo que va de la temporada 2017 de la Fórmula Uno, solo un piloto que no pertenece a Mercedes, Ferrari o Red Bull ha subido al podio: el canadiense Lance Stroll, quien este año debuta en la máxima categoría con el equipo Williams, capaz de romper con la hegemonía de las tres escuderías más grandes.

Lo consiguió en Azerbaiyán, en una carrera extraña en la que el británico Lewis Hamilton (Mercedes) y el alemán Sebastian Vettel (Ferrari) no quedaron entre los tres primeros, donde ganó el australiano Daniel Ricciardo (Red Bull) y el segundo fue Valtteri Bottas, también de las Flechas plateadas.

"Fue un logro increíble, tuvimos una buena carrera, en un gran fin de semana y el resultado de estar en el podio fue un sueño hecho realidad", señaló a La Afición el originario de Montreal.

Cuando faltan tres carreras para culminar la campaña, incluida la de México este domingo, apenas han subido al podio siete pilotos de cuatro equipos: Hamilton y Bottas, Ricciardo y Max Verstappen, Vettel y Kimi Räikkonen, y Stroll.

La cifra solo es similar a la de la campaña 2011, cuando también solo hubo cuatro equipos y siete pilotos entre los tres primeros, en aquel momento con Red Bull, McLaren, Ferrari y Renault, aunque de la Scuderia solo el español Fernando Alonso lo consiguió.

Sobre esta falta de alternativas en el podio, el canadiense explicó: "Se debe a muchas cosas, la principal son los presupuestos más altos, que llevan a tener más personal, más desarrollo del auto y todo eso se refleja, además de otras razones, pero esa es la naturaleza del deporte".

El dominio de esos tres equipos ha sido tal, que en los 17 Grandes Premios disputados hasta la fecha, solo dos conductores de otras escuderías han terminado en el cuarto lugar, el mexicano Sergio Pérez (Force India) lo hizo en España, cuando Bottas, Räikkönen y Verstappen abandonaron.

"La diferencia con los tres primeros equipos esta temporada ha sido más grande que en cualquier otra, espero que el próximo año, ya que las reglas cambien un poco, podamos acercarnos y haya menos diferencia en toda la parrilla, para tener más oportunidad de llegar al podio", señaló Checo.

El otro conductor capaz de terminar en cuarto, sin pertenecer a Mercedes, Ferrari o Red Bull, fue el español Carlos Sainz, todavía en Toro Rosso, en Singapur, cuando quedaron fuera de la pelea Vettel, Räikkönen y Verstappen.

"Se han agrandado un poco las diferencias respecto al año pasado, equipos como Mercedes, Red Bull y Ferrari, al tener más recursos pudieron concentrarse antes en el coche de 2017 respecto a los demás, que tenían que desarrollar el del 2016, eso abrió un poco las diferencias", examinó el ibérico.

A pesar de estas dificultades, para Stroll, de apenas 18 años, el podio en Azerbaiyán es solo uno de los mejores momentos de su temporada, junto al segundo lugar en la parrilla de salida en Italia y las otras cinco carreras en las que terminó en el Top 10.

"Destaco el podio, la primera fila en Monza, incluso otras carreras, cuando termino en los puntos y se trató de carreras complicadas, por lo que tuve que trabajar para entrar, también son buenas".

Al principio de la temporada, Lance era el único piloto debutante en la máxima categoría, al tomar el lugar del brasileño Felipe Massa, quien terminó siendo su coequipero en Williams, después que Bottas se marchara a Mercedes.

"Hasta ahora todo va bien, ha sido un buen viaje, recorriendo el mundo, compitiendo en F1, ha sido bueno; en algunos casos ha sido lo que esperaba, en otros no, siempre hay sorpresas, pero en general es positivo, con muchos medios de comunicación, trabajo fuera de la pista, compromisos, aunque la mayor parte era lo que imaginaba".

POR LOS PUNTOS EN MÉXICO

Junto al francés Pierre Gasly, de Toro Rosso, Stroll será uno de los pilotos de la parrilla sin experiencia previa en una carrera en México, y aunque apenas dio sus primeras vueltas al trazado, espera sumar algunos puntos.

"Es otro fin de semana, un nuevo circuito para mí, será mi primer año aquí, habrá retos, como la altitud que cambia las características del auto, la aerodinámica también, nos tendremos que adaptar, pero no veo por qué no podamos obtener un buen resultado este fin de semana".

Sobre el Autódromo Hermanos Rodríguez comentó: "Es un buen circuito, con largas rectas, curvas rápidas y luego lentas, tiene un poco de todo, y existe la posibilidad de rebasar, lo que siempre hace buena una carrera".

No obstante, lo que más espera el canadiense de este fin de semana es vivir el ambiente en la Ciudad de México. "Vi la carrera el año pasado en televisión y el estadio siempre está lleno, el podio está ahí, así que siempre es un gran fin de semana".

De cara al 2018, el norteamericano es el único piloto confirmado en Williams, pero prefiere enfocarse en culminar esta campaña: "Veremos quién desarrolla mejor el auto en invierno", y sobre repetir en el podio, señaló, "por qué no, siempre es posible".